Firmamento, Southern Halo, Hurricane Cat y Facundito…
11 Enero, 2018 Share

Firmamento, Southern Halo, Hurricane Cat y Facundito…

Esa lujosa “delantera” (haras, abuelo materno, padrillo y caballeriza) se quedó con las estadísticas clásicas del 2017

Aunque Firmamento ganó por demolición entre las cabañas, hubo final de verde en los otros tres rubros principales de las estadísticas clásicas del 2017 que acaba de cerrarse, balance que encumbró a Hurricane Cat (foto) y Facundito como padrillo y caballeriza clásica del año, a favor del impactante vuelo de Puerto Escondido en el Gran Premio Carlos Pellegrini (G1-2400m). La fenomenal bolsa de la prueba señera del pasto inclinó en los últimos saltos la pulseada entre los reproductores hacia el lado del Storm Cat que presta servicio en el Haras El Mallín, autor de un formidable remate que “tapó” cerca de la raya al siempre vigente Equal Stripes y a un Harlan’s Holiday de gran año, peleando hasta el último momento por la medalla de oro. El padrillo de Firmamento quedó en tercer escalón del podio, por encima de Catcher In The Rye, el cómodo vencedor en los números generales. Para Hurricane Cat, que totalizó 13,2 millones de pesos en premios, su liderazgo clásico al cabo de la temporada se sustentó en 16 triunfos, tres de Grupo 1, otros cinco de Grupo 2, cuatro pertenecieron al Grupo 3 y otros tres en cotejos Listados. Para Equal Stripes (12,4 millones), fueron 13 las fotos de alto rango, repartidas en cinco medallas de Grupo 1 (fue el que más ganó en ese nivel), tres de Grupo 2, apenas una de Grupo 3 y un Listado; en tanto que para el Harlan de Firmamento (11,9 millones), la cosecha dejó 14 triunfos jerárquicos, en pareja cosecha: tres G1, cuatro G2, tres G3 y tres Listados. Catcher In The Rye (10,6 millones) quedó cuarto con dos perlas de Grupo 1 en su collar, y el desaparecido Roman Ruler (9,4 millones) dejó su sello de calidad indeleble en 4 triunfos de Grupo1, precediendo al inefable Key Deputy (7,8 millones). En el caso del ex reproductor de El Alfalfar, mudado actualmente a Firmamento, si bien sus hijos no consiguieron triunfos de Grupo 1, si en cambio se distinguieron como los más asiduos visitantes de pesajes clásicos, con 18 impactos por encima de las condicionales…

Entre los haras clásicos, para Firmamento “no fue carrera”, porque el soberbio andar que la cabaña de Juan Carlos Bagó mantuvo durante todo el año, sobre todo desde mayo en adelante, derivó en la recaudación de 20,5 millones de pesos en premios, cerca de doblar a los 12,4 millones conseguidos por El Mallín a favor del gran año de Hurricane Cat, y de los 11,9 millones logrados por La Biznaga, balance este último que deja un inocultable dejo de tristeza si se piensa que este 2018 significará la despedida para la divisa rosa y verde como nombre señero de la cría en el turf argentino. “Todo concluye al fin, nada puede escapar, todo tiene un final todo termina…”, cantaba Vox Dei, y la liquidación de La Biznaga será otra de las postales de este 2018 que se anuncia tenso y díficil… En fin, Santa Maria de Araras tuvo un año bajísimo como caballeriza clásica, pero como haras su cuarto lugar (10,9 millones) fue excelente, por encima de gigantes como Abolengo (9,4 millones) y La Pasión (9 millones), mientras que las posiciones desde el séptimo lugar quedaron para Vacación (8,7 millones), Santa Ines (8,1 millones), El Alfalfar (7,9 millones), El Paraíso (7,3 millones), La Quebrada (7,1 millones), el desaparecido Melincué (5,7 millones), este por encima del también ya liquidado Arroyo de Luna (4 millones).

Entre los abuelos maternos, el inoxidable Southern Halo mantuvo su aura de “eterno”, pero en el final se le puso espeso contener el embate del también eterno Bernstein, en duelo de maravillas de la genética que siguen extendiendo su saga como si pudieran burlar al tiempo. El ex jefe de raza de La Quebrada consiguió a través de sus nietos 15,6 millones de pesos en premios, mientras que el ex reproductor de La Biznaga llegó a 14,3 millones; ambos seguidos por el maravilloso Interprete (11 millones). De allí en más el listado mostró a Louis Quatorze, el abuelo materno de Puerto Escondido nada menos con 10,9 millones, seguido por Orpen (8,7 millones) e Easins Along (8,2 millones de pesos).

Las líneas finales de este repaso 2017 son para las caballerizas clásicas, donde Facundido consiguió el preciado sitial de honor, superando a Firmamento con su sprint de diciembre, siempre con Puerto Escondido como estandarte. La bolsa del Pellegrini (G1) inclinó a último momento la balanza en favor de la chaquetilla a cuadros entrenada por Pablo Sahagian (10,9 millones en premios) en tanto que Firmamento llegó a 10 millones. La tradicional eficacia recaudadora de Santa Elena sintió en el final del año las flacas tareas del adorable Sixties Song (Sixties Icon), desconocido en Dardo Rocha (G1) y Pellegrini (G1), incluso un protagonismo mayor del creído Crackspeed (Easing Along) en el Gran Premio Palermo (G1) pudo haber ayudado, pero aun cuando los nombres más pesados de la blusa del matrimonio Roberti- López no haya tenido el mejor cierre del año, el tercer peldaño de la trifecta clásica con 8,4 millones de pesos fue notable. Keyser Soze (5 millones) también tuvo un gran 2017 a nivel clásico, superando incluso a El Alfalfar (4,7 millones), a Juan Antonio (4,5 millones), Las Canarias (4 millones), La Primavera (4 millones), Santa Inés (4 millones) y La Biznaga, también por encima de los 4 millones, estos cuatro últimos todos en brava verde dilucidada en un rango de apenas 500 mil pesos…