Hijo del doble G1 The Factor y ganador clásico a los 2 y 3 años en los Estados Unidos, comenzará su tarea en la reproducción en 2022

La economía argentina está cada día un poquito peor pero, ante ese contexto para nada favorable, los criadores argentinos continúan invirtiendo para hacer el turf más grande. Son varios los arribos de nuevos padrillos ya anunciados, y ahora se conoció sobre el desembarco de A Different Style, que fue importado por MZ Horse a través de los hermanos Bernardo y Martín Zubeldía para prestar servicio a partir de 2022 en el Haras Los Lirios, en la localidad de Mercedes, Provincia de Buenos Aires.

Continuador de la línea paterna de War Front (Danzig) a través de The Factor, uno de sus mejores hijos en la reproducción, A Different Style fue un buen 2 y 3 años, ganando en su segunda salida en Parx Racing para luego sumar en Laurel Park el James F. Lewis III Stakes (L). En esa misma pista fue cuarto en el Heft Stakes (L) antes de llevarse en Aqueduct el Jimmy Winkfield Stakes (L), ya con 3 años. Finalizó quinto en el Bay Shore Stakes (G3) y tercero en el Gold Fever Stakes (L), sumando en el resto de su campaña un éxito condicional ya de adulto. En total ganó en 4 oportunidades y sumó premios por 238.614 dólares, habiendo sido vendido de potrillo en US$ 160.000.

The Factor fue un excelente caballo de pistas, ganando el Malibu Stakes (G1), el Pat O’Brien Stakes (G1) y el Rebel Stakes (G2), entre otros clásicos importantes, con una velocidad llamativa y que transfiere a sus hijos, entre los que sobresalen los G1 Cistron y Noted and Quoted, y como también se dio en el caso de A Different Style.

Por línea baja, el nuevo padrillo de Los Lirios tiene como madre a Right to Rule (Five Star Day), una ganadora de 4 carerras en USA a los 2 y 3 años, incluído el Pontalba Stakes (L), y que también produjo a Performance Review (Eskendereya), vencedor en el Neon Desert Handicap (L).

«El caballo es un proyecto de velocidad y precocidad, que fueron las cualidades que más lo destacaron en las pistas. Tiene una línea paterna que anda muy bien y que mayormente transmite eso, y su madre también corrió temprano, bien y muy rápido. La realidad es que el turf argentino demanda un caballo de este tipo, que se haya destacado en pista de arena, y fue lo que buscamos. Además, tiene muy buen físico y mucha corrección», comenta Martín Zubeldía, esperanzado en el tordillo.

Los haras nacionales siguen haciendo el esfuerzo de buscar reproductores que ayuden a mejorar la genética local y a ofrecer a sus clientes mejores opciones, a pesar de la crisis y de todo lo que hace años envuelve al turf local y no le permite terminar de explotar. A Different Style es una nueva opción.