En su mejor actuación hasta el momento en Australia, el campeón argentino fue segundo a medio pescuezo en Warwick Farm

WARWICK FARM, New South Wales (Especial para Turf Diario).- En una de sus mejores actuaciones en el exterior, el campeón argentino He Runs Away perdió por nada en la madrugada del miércoles. Más cómodo con la distancia, y también dentro de una categoría algo más accesible, el hijo de Heliostatic tuvo una labor acorde a lo que se le había visto hace sólo 8 días, cuando en Rosehill Gardens había tenido tropiezos surtidos al pisar la recta.

Esta vez en el césped del Warwick Farm Racecourse, y sobre 2400 metros, el actual pupilo de Chris Waller luchó durante toda la recta por la victoria pero en el disco quedó segundo a sólo medio pescuezo de Sciconic (Redoute’s Choice), ejemplar de 3 años y que aquí repitió, pues venía de imponerse en Nowra, aprovechando además el kilo y medio de ventaja en el peso que recibió con respecto a su escolta.

Conducido por Brenton Avdulla, He Runs Away corrió alternando la cuarta y quinta colocación, y ya desde los 400 metros finales empezó a pelear de firme por la victoria. Dio todo hasta la raya, pero, por dentro, el ganador pudo un poquito más, empleando un tiempo de 2m28s13/100 sobre cancha normal.

Para He Rans Away fue su cuarta salida en Australia, donde poco a poco parece ir adaptándose a los desarrollos, tal como habían advertido desde la caballeriza de Waller a Turf Diario. El ganador del Nacional y del Jockey Club de 2016 busca reinventarse a los 7 años y ahora dejó en claro que pronto podrá festejar esa victoria tan buscada tierras afuera.