La hija de Exchange Rate fue imparable cuando atropelló abierta empujada por Gustavo Calvente

Ausente Tit Ruler (Roman Ruler), vendida para el exterior, y con Bless Candy (Señor Candy) volando mucho más bajo de lo previsto, A Media Luz se reencontró con la mejor forma y con la victoria en el Clásico Espadaña, la primera de las dos pruebas fuera del nivel común que incluyó la jornada del lunes en el Hipódromo Argentino de Palermo y que se corrió sobre 1400 metros en la cancha de césped normal.

Procedente de un par de actuaciones anodinas, aunque en niveles superiores, la hija de Exchange Rate fue terminante cuando cobró protagonismo en la recta final, una vez que Indicada Girl (Asiatic Boy), la puntera, se entregó. Por dentro amagó primero Bless Candy, pero quedó en eso, y abierta Saragossa City (Seek Again) intentó también ir hacia adelante.

Pero Gustavo Calvente empezó a agitar sus brazos y  a apretar sus piernas con A Media Luz y se terminó todo. Arrancó fuerte la zaina de Juan Antonio, dominó por los 300 metros y le terminó sacando 2 cuerpos de ventaja a Saragossa City, con Honor a Pomona (Ros Honour) como sorpresiva tercera, todo tras 1m21s40/100.

Presentada por Miguel Angel Suárez, y de la cría del Haras El Chañar, A Media Luz suma ahora 6 victorias en 20 salidas, 2 de ellas por encima del nivel condicional, ya que antes había prevalecido en el Handicap Laguna Blanca, también sobre 1400 metros, pero en la arena.