Los 346.754.129 pesos que jugaron San Isidro, Palermo y La Plata, sólo 4 millones por debajo de lo conseguido en julio

Con el momento económico que atravesó la Argentina durante buena parte del mes de agosto, que las recaudaciones entre San Isidro, Palermo y La Plata hayan quedado apenas 4 millones de pesos por debajo del record que se venía de alcanzar al cabo de julio, puede tomarse como un verdadero milagro.

Por supuesto que ante la brusca devaluación cualquier comparación con años anteriores caería en saco roto, pero también debe mirarse desde el lado de una recesión importante, lo que traduce en positivo los números que se registraron: el juego no bajó, pese a todo.

Los tres grandes sumaron apuestas por 346.754.129 pesos, casi nada por debajo de los 350.982.369 que marcaron el récord histórico desde la convertibilidad el mes anterior. San Isidro volvió a liderar el período con $ 141.594.183 (40,84 por cuento de la torta) contra los 110.104.199 (31,75 del total) que pasaron por ventanillas en Palermo, con el dato para nada menor que el Jockey Club tuvo 173 carreras contra 114 del Argentino, lo que lleva a un promedio por competencia favorable a la catedral de Libertador y Dorrego: 965.825 contra 818.463.

En lo que respecta a La Plata, fueron 95.055.827 pesos los que se jugaron allí en agosto, un bajo 27,41, perdiendo más de 2 puntos con respecto a los 29,72 del total que ostentaba hace exactamente un año, lo que habla del muy mal trabajo de las autoridades, que no sólo han permitido que la infraestructura cayera sino perder clientela. Y eso que desde el Estado le piden al propio turf que sea eficiente…

Tampoco puede pasarse por alto que las 31 reuniones que se desarrollaron durante el mes de agosto, aún sin grandes citas de por medio, fueron capaces de proyectar a una hacia el top-five de las más fuertes del año. Fue la del 4, en Palermo, con el Clásico Miguel Cané (G2) como base, cuando al cabo de 12 competencias se jugaron 17.773.910 pesos, la cuarta cifra más alta y la tercera en promedios (1.481.159).

Septiembre puede traer un nuevo record de apuestas, si lo que se vio en las primeras jornadas es capaz de prolongarse en el tiempo. Para un turf que no hace demasiado por generar nuevos clientes y en medio de una situación a nivel país realmente complicada, sería una noticia estupenda en medio de un mar de novedades en contrario…

Gerardo I. Sanden