American Tattoo tuvo un debut para el olvido en los Estados Unidos y llegó último

1032

El hijo de Not for Sale quedó a 16 3/4 cuerpos de Cummings en Churchill Downs, sobre 1400 metros y en la arena

LOUISVILLE, Kentucky (Especial para Turf Diario).- Caras largas por demás dejó el esperado debut en las pistas de los Estados Unidos de American Tattoo. El hijo de Not for Sale, que no corría desde que el 1 de septiembre de 2018 se impuso en el Gran Premio Polla de Potrillos (G1), prácticamente no fue de carrera para cerrar la marcha entre 13 participantes a 16 3/4 cuerpos de Cummings (To Honor and Serve) en un allowance optional claiming con 106.000 dólares en premios y que se corrió sobre 1400 metros en la arena.

Conducido por John Velazquez, el pupilo de Todd Pletcher sufrió una molestia seria en la largada por parte del propio Cummings y, tras arrimarse a un segundo pelotón, dejó de ser enemigo cuando todavía quedaban por correrse 800 metros, en una actuación totalmente anormal.

Enemigo en las apuestas (prometía un dividendo de 3,50 dólares), American Tattoo corrió para la sociedad conformada por Calumet Farm y el John Anthony Stables LLC. Habrá que aguardar algunos días, esperar el trabajo de los veterinarios y recién allí sacar conclusiones de una gestión que dejó a todos desilusionados.