El hijo de Excelebration le dio un nuevo G1 a Godolphin ganando el Grosser Dallmayr-Preis en los 2000 metros de césped pesado del Hipódromo de Munich

MUNICH, Alemania (Especial para Turf Diario).- Por segunda vez en los últimos tres años los colores de Godolphin brillaron en el Grosser Dallmayr-Preis – Bayerisches Zuchtrennen (G1-2000 m, césped), una de las carreras más tradicionales para los caballos adultos aquí, tanto que tuvo su primera edición en 1866. Con el Munich Racecourse como escenario, el notable Barney Roy repitió la hazaña que en 2018 había conseguido Benbatl (Dubawi), preparado por Saeed bin Suroor y con Oisin Murphy en sus riendas. Ahora cambiaron los protagonistas, pues el generoso hijo de Excelebration y Alina (Galileo) fue conducido por William Buick y revista a las órdendes de Charlie Appleby.

Previo gran tercero en el Prince of Wales’s Stakes (G1) de Royal Ascot, abriendo su temporada europea, Barney Roy puso toda su calidad para sobreponerse a un terreno blando que lo perjudicó y pasar de último a primero en el derecho para conseguir doblegar en los tramos finales la resistencia del local Quest the Moon (Sea the Moon) por el pescuezo, con Patrick Sarsfield (Australia) en tercero a 1 1/4 cuerpo, todo tras 2m9s.

“Barney Roy y Spotify (Dubawi) -el otro crédito de Godolphin en la carrera- viajaron el viernes y pasaron una buena noche, pero vinos aquí esperando por un terreno duro y la lluvia era un escenario negativo para ambos. El tren de carrera fue fuerte y los caballos alemanes corrieron realmente muy bien”, contó Appleby, agradeciendo a los organizadores.

Por su parte, Buick diría: “Nos preocupamos cuando llegó la lluvia. Es un caballo de mucha clase y su coraje y su habilidad lo hicieron poder sobreponerse. Vino más lejos de lo que hubiera querido, pero corriendo relajado; Seguí a Quest of the Moon porque sabía que me pondría en carrera, y así fue”.

Dueño de una campaña fenomenal, Barney Roy sumó ahora su tercer triunfo de G1 en tres países distintos, pues antes había conseguido ganar a los 3 años el St. James’s Palace Stakes (G1) de Royal Ascot, en Inglaterra, y luego, en marzo último el Jebel Hatta (G1), en Meydan, Emiratos Arabes Unidos, sin olvidar que fue segundo en las 2000 Guineas (G1) y en el Coral-Eclipse (G1) y tercero en el Juddmonte International (G1).