El fantástico padrillo es el abuelo materno de Seteado Joy, Cita di Río y Power Up, y también el abuelo paterno de La Reliquia

Las Carreras de las Estrellas son siempre fuente de historias. La versión 2020, que se resolvió sin público el último viernes en el Hipódromo Argentino de Palermo, destacó por la fantástica cosecha de uno de los padrillos más generosos que haya servido en nuestras tierras.

Lo que logró Bernstein fue fantástico, sin parangón, para poner en un marquito, aunque ninguna novedad para las estadísticas del zaino que trabajó sólo por 7 temporadas en el Haras La Biznaga. Ningún nombre se repitió tanto en los pedigrees de los ganadores de los clásicos que le dieron forma a la jornada organizada por la Fundación Equina Argentina, como el del hijo de Storm Cat.

Padrillo del año en 2005 y 2006 aquí, Bernstein expuso la justicia que fue consagrarlo como abuelo materno de 2019, consiguiendo que tres de sus nietos se lucieran en las Estrellas, sumando además otra victoria por “rama paterna”.

El crack es padre de las madres de Seteado Joy (Fortify), Cita di Río (Equal Stripes) y Power Up (Key Deputy), ganadores de los grandes premios Juvenile (G1), Distaff (G1) y Mile (G1), pero también produjo a Qué Vida Buena, que a su vez vio como su hija La Reliquia se llevaba el Sprint (G1).

No sólo es para destacar que la “sangre Bernstein” brilló en el kilómetro, la milla y los 2000 metros, en una muestra de su enorme capacidad, sino que también con cuatro cruces genéticos, más allá de que en dos casos la rama coincida.

Seteado Joy es hijo de Fortify, que es continuador de la rama de Mr. Prospector a través de Forty Niner y Distorted Humor; Cita di Río es bisnieta de Blushing Groom vía Candy Stripes y Equal Stripes, y Power Up es por Key Deputy, un hijo de Deputy Minister, por Vice Regent, un  Northern Dancer. La Reliquia, por su parte, también llega a través del maravilloso Northern Dancer. Royale Action, su madre, es por Anabaa, un excelente exponente de la línea de Danzig, el mismo que hace unos años acercó a la fenomenal Goldikova.

Enfocándonos únicamente en su “profesión” de abuelo materno, los números de Bernstein son de otro planeta. Siempre según el Stud Book Argentino, y sólo contemplando actuación local, produjo 425 nietos ganadores sobre 659 que corrieron (un espectacular 64,5 %), siendo 57 de ellos ganadores clásicos, 36 de grupo y 17 de G1.

En este último grupo, 4 son con Fortify como padre, otros tantos con Include (Broad Brush) por arriba, 2 con Catcher In the Rye (Danehill) y 2 más con Hat Trick (Sunday Silence), con Orpen (Lure), Tawqeet (Kingmambo), Key Deputy y Equal Stripes aportando el resto.

Lo hecho por Bernstein en la versión 2020 de las Estrellas fue histórico. Lo hecho por Bernstein en su breve pero fenomenal paso por la reproducción en Argentina, fue aún más fantástico…