Pese a su bajísimo nivel técnico, se jugaron 33.514.370 pesos en el miércoles de San Isidro; Doña Milla, Re Fortuna y Alparamis, nuevos tres años ganadores

Ya no tiene demasiado sentido pedir que el Hipódromo de San Isidro le de aunque sea una mínima cuota de calidad a sus reuniones de los miércoles; es una causa perdida. Entre las benditas CA y competencias para veteranos sin demasiado porvenir transcurrió una nueva fecha de entre semana en el norte, aunque vale la pena preguntarse cómo, mayormente, ni Palermo ni La Plata recurren al abuso sobre este tipo de carreras para diagramar sus programas (o cómo se hacía antes…). Las tienen, es cierto, pero no todas juntas, provocando un soponcio a quienes disfrutan del buen turf. Se juega y mucho, basta con mencionar los más de 33 millones de pesos que se recaudaron este miércoles, puede ser una defensa válida que esgriman los dirigentes, pero no son pocos los que no le prestan ni la más mínima atención a lo que allí sucede en esos días, aburridos. Tampoco se sabe qué sucedería con lindas competencias de por medio, pues hace una década no se intenta.

Cuestiones técnicas al margen, tres nuevos productos de 3 años consiguieron por fin su primera conquista, recurriendo, claro, a la alternativa, la categoría que llegó después del mal uso del índice para convertirse en un compañero de fierro para San Isidro.

El Premio Mercadeo (1200 m, arena), para potrancas, se dividió en dos turnos. En el primero de ellos, después de una largada con roces, la favorita Doña Milla (Most Improved y Milonga Querida, por Southern Halo, Haras San Benito) se deshizo fácilmente de sus rivales para llegar a la meta con 9 cuerpos de ventaja sobre Amuschina (Manipulator), tras 1m12s40/100. A renglón seguido, en tanto, algo menos (1m11s95/100) le llevó a Re Fortuna (Remote y Fortunate One, por Congrats) abandonar la última de las categorías, repitiendo la fórmula de aquella y estableciendo una diferencia de 7 largos sobre Qué Bagaya (South Kissing), que prometía un sport de fiesta.

Por último, entre machos de 3 años se resolvió el Premio Van Smile, también sobre 1200 metros, donde el favorito Alparamis (Roman Ruler y Aneta, por Southern Halo, Haras Vacación) inclinó la balanza a su favor en la parte final para luchar por la victoria desde la salida con Kamy Verso (Buen Verso). Fue de medio cuerpo la diferencia entre el favorito y su escolta, todo tras un tiempo de 1m12s51/100.