Don Feres,  Gluck y Paradigma, que disputarán el título de Caballo del Año de 2023, reciben al ascendente Manyuz en el tradicional choque, como preparatorio a la clasificación para el Latino

Por Néstor Obregón Rossi

LIMA, Perú (Especial para Turf Diario).- En la agenda del hípico peruano, este domingo debe estar marcado con rojo. Se corre el Clásico Ciudad de Lima (G2-2000 m) y aunque la tradicional carrera ya de por sí es un atractivo en el mes de enero, una vez que se conoció la relación oficial de anotados, la expectativa se generalizó en la masa de aficionados.

No es algo de todos los días ver en una carrera a varias de las estrellas de la temporada. Por A o B motivos, cada uno desarrolló un camino diferente, pero se cruzan ahora, justo cuando empieza la ruta hacia alguno de los cupos para el Latinoamericano (G1-2000m), que este año tendrá a Monterrico como sede.

El cartel lo dice todo: Tres de los participantes son nominados a Caballo del Año. Suficiente frase para no agregarle nada más. Pero si eso no incentiva, decir que ninguno de ellos es el favorito, sino el corredor que se ha ganado los aplausos en las últimas semanas, hace que hasta el que no conoce de carreras, se pregunte cómo es posible eso.

Si tiene un amigo así, invítelo a Monterrico el domingo y cuéntele la historia de cómo Manyuz (USA-Run Away And Hide) fue aprovechando las ausencias de Paradigma (Power World) y Don Feres (Singe The Turf) para empezar a consolidarse como un caballo fondista de excepción. Que la última vez, cuando iba a su prueba de fuego, liquidó a Gluck (Koko Mambo) por 11 cuerpos marcando un tren falso, haciendo creer a sus rivales que no llegaría.

Cuéntele también que Paradigma ya  le había ganado a Manyuz en junio, con motivo del Clásico Jockey Club del Perú (G1-2400 m), cuando el Triple Coronado estaba en su mejor estado. Luego de esa carrera, en el Independencia (G2-2400 m), una lesión lo sacó de escena y fue curado. Explíquele a su amigo que este caballo vuelve decidido a recuperar el sitial que tuvo en 2022.

Aproveche en comentarle también de Don Feres (Singe The Turf), el campeón del césped que emocionó a la afición peruana en el Latino de Argentina en octubre pasado, donde quedó segundo, y ahora se juega su trayectoria en un escenario donde no hizo mala actuación.

Háblele de Gluck, el titular del Clásico Ciudad de Lima (G2) del año pasado, encabezando los cuatro triunfos en carreras de Grupo en el 2023 y que va por la revancha contra Manyuz y  el mismo Paradigma.

Y no deje de mencionarle a Sunshine Danny (USA-Creative Cause), el potrillo americano que debutó ganando y ahora va a decir su verdad.

Dígale, en resumen, que va a mirar un carrerón y respirará solo hípica.