En The Curragh, ganaron el Gallinule Stakes (G3), camino al Derby, y el Mooresbridge Stakes (G2), respectivamente

La estupenda jornada que se vivió hoy en The Curragh, Irlanda, tuvo, además de las Tattersalls Irish 1000 Guineas (G1), otras dos pruebas importantes en su cartelera. Por un lado, potrillos resolvieron el Coolmore Ten Sovereigns Gallinule Stakes (G3-2000 m, césped), camino hacia el Irish Derby (G1); por el otro, caballos desde los 4 años se midieron en un muy exigente Coolmore Magna Grecia Irish EBF Mooresbridge Stakes (G2-2100 m, césped).

Crossfirehurricane consiguió mantener su invicto de manera brillante en el Gallinule, saliendo fuerte desde el fondo del grupo en el derecho para terminar venciendo por 1 1/4 cuerpo a Gold Maze (Golden Horn), mientras el favorito Mythical (Camelot) quedaba sexto y anteúltimo.

Al cuidado de Joseph Patrick y con Shane Cross en sus riendas, se trata de otro hijo de Kitten’s Joy -como Kameko, el héroe de las Qipco 1000 Guineas inglesas- en Louvakhova (Maria’s Mon), nacido en los Estados Unidos. Ahora son cuatro sus victorias en igual número de salidas, y Crossfirehurricane seguramente será uno de los adversarios para Siskin en el Derby.

En el Mooresbridge, en tanto, también patinó la mayoría, pues la favorita Fleeting (Zoffany) nada pudo hacer para contener el empuje de Leo de Fury (Australia), que pasó de largo en la recta para contener la carga de la yegua por cómodos 3 cuerpos, dándole un grito grande a John Harrington y Shane Foley.

Propiedad de Zhang Yuesheng, Leo de Fury consiguió el éxito más importante de su breve campaña, habiendo sido antes segundo de Buckhurst (Australia) en el Royal Whip Stakes (G3), tras dos victorias que abrieron su trayectoria.