Entrenada por Edgar Chiappero, superó por 3/4 de cuerpo a Angioletha y se quedó con el Handicap Sandal (1000 m, césped), central del domingo en San Isidro

La recta de césped le cae de maravillas a Jumpy Spring (56 kg.), que este domingo mantuvo su invicto bajo esas circunstancias quedándose con el Handicap Sandal (1000 m), la prueba más importante del día en el Hipódromo de San Isidro, que debió “competir” con el final de la Liga Profesional de Fútbol, donde Boca Juniors terminó consagrándose campeón en un final de película.

Atropellada imparable la de la hija de Full Mast y Lua de Cristal (Pure Prize), criada y entrenada por Edgard Chiappero, y que mantiene un andar realmente envidiable, tanto por su regularidad, como por su efectividad y continuidad. Ocurre que la yegua del Stud De las Mercerdes sólo debutó el 22 de diciembre último, y desde entonces compitió en 12 oportunidades, sumando 5 primeros, 2 segundos, 2 terceros, 1 cuarto, 1 quinto y apenas 1 no placé, con 3.946.552 en premios.

Con Gustavo Villalba en sus riendas, Jumpy Spring, que 11 días antes había escoltado desde 3 cuerpos a Suis Amoureux en el Clásico Tristeza Cat (1200 m, arena), cargó fuerte en la parte final para pasar al frente abierta y terminar superando por 3/4 de cuerpo a Angioletha (Angiolo, 54), mientras Anguila de Coral (Santillano, 54 1/2) era tercera a 1 largo, todo tras aceptables 55s1/100. La favorita Vigata (Luck Money, 57) no respondió a lo esperado y llegó apenas cuarta, 2 cuerpos más atrás.

Hermana materna de la buena de Ludky (Orpen), que supo ganar el Handicap Melincué, Jumpy Spring es nieta de la brasileña Lhara’s Toy (Nugget Point), una hermana materna del múltiple ganador de G1 Jimwaki (Gem Master) y del G2 Nessuno (Nugget Point), en la familia de Enak (Orpen), titular del Gran Premio Gran Criterium (G1).