El potrillo buscará el triunfo en el Clásico Urbano de Iriondo (L), con la potranca como candidata de cara al Clásico Melgarejo (L)

El Hipódromo de San Isidro no estuvo al margen de los estragos que produjo en las anotaciones de los hipódromos centrales esta semana las medidas preventivas tomadas por indicación del SENASA ante el brote de encefalomielitis equina descubierto en varias provincias del país.

Así, como ocurrió el viernes con Palermo, será breve el programa de este domingo en el norte, ante la imposibilidad de mover ejemplares, con 13 carreras por total y la doble cuota jerárquica que aportan los clásicos Urbano de Iriondo (L) y Melgarejo (L), ambos pautados sobre 1400 metros de césped en diagonal, pero el primero para todo caballo desde los 3 años y el restante para yeguas desde los 3 años bajo la misma condición.

Con apenas 4 participantes, el juego lo abrirá el Urbano de Iriono, donde San Benito buscará otra foto de las lindas con Don Centauro (Long Island Sound). Segundo en su debut bien temprano en la temporada, el zaino volvió tras larga ausencia hace poco más de un mes y consiguió su primer triunfo, dejando sólida impresión.

Se cruza aquí con El Exito (Il Campione), que también procede de abandonar la última de las categorías; El Despertar (Il Campione), que conquistó con mucha facilidad una alternativa para 3 años ganadores en Palermo; y un Elliptical ya ganador de grado, pero muy venido a menos.

De inmediato llegará el turno de las yeguas con el Melgarejo, donde habrá bastante más calidad de por medio, con las potrancas Doña Magma (Daddy Long Legs) (foto), East of Eden (Il Campione), Wait Please (Angiolo) y Nanabush (Il Campione), 1-2-3-4 en el Clásico Empiric, volviendo a enfrentarse bajo idénticas condiciones a las de aquella vez.

También de 3 años, Elbow Room (Il Campione), escolta de Romance Sea (Seahenge) en el Clásico General Luis María Campos (G2), aspira a su primer punto jerárquico, mientras que entre las mayores buscarán hacer pesar su experiencia la pampeana Crhys Kissing (South Kissing) y la siempre bien considerada Dama Amazona (Señor Candy), que corrió menos de lo previsto cuando fue cuarta en el Clásico Carlos Tomkinson (G2) de Palermo.