El veterano preparador presentará al hijo de Freud en el Gran Premio de Honor (G1) de Palermo

Por Simón Mitagstein

Cuidador de la vieja guardia Eduardo Tadei; hombre de muchos años en los hipódromos, que vivió las épocas de oro y también estas no tan generosas, pero que siempre se las ingenió para ser protagonista de las carreras importantes, muy a pesar de que su caballeriza nunca tuvo un número demasiado alto de huéspedes.

Siempre con base en el Hipódromo Argentino de Palermo, “Lalo”, el forjador de un crack como Tapatío (Candy Stripes) y de los G1 Miss Atorranta (Numerous), Bon Vivant (Southern Halo), Roots (Petit Poucet) y Postergada (Equalize) llega a la gran fiesta de este sábado en el Hipódromo Argentino de Palermo con una esperanza grande en pos de aportar un nuevo triunfo de G1 a su trayectoria.

Tadei prepara a Mucha Chance, el brillante ganador que tuvo hace un mes el Clásico Otoño (G2) y ahora ahora asoma como máximo candidato para ganar el Gran Premio de Honor (G1), pase intermedio del Campeonato Palermo de Oro y de proyección hacia lo que será el 1 de mayo el Gran Premio República Argentina (G1), la carrera más importante del año para los caballos adultos en la arena porteña.

Cuenta el profesional sobre cómo llega el hijo de Freud: “Mi caballo quedó bien después de sus últimas tres actuaciones, al cabo de las que ganó dos clásicos (NdelaR: el otro fue el Clausura -G2- del Bosque). Siguió entrenando en muy buena forma y llegamos a la carrera en su plenitud física y con la esperanza de siempre: la de competir bien. Estamos muy contentos con la posibilidad de ser parte de en gran premio tan alto nivel otra vez…”.

Cuando se le pide saber qué le pareció el éxito de Mucha Chance en el Otoño, confiesa: “Su Clasico Otoño fue muy bueno, y sólo esperamos que vuelva a mostrar ese nivel. No nos sorprende verlo así, porque siempre lo tuvimos por un caballo distinto, de esos que te hacen sentir muy bien con tu trabajo. Que te reconfortan”.

Dice “Lalo” que “Es un caballo que pesa 500 kilos, grande, alto. Pero, a la vez, es llamativamente ágil. Siempre trabajamos para correr el Campeonato Palermo y esperamos seguir por el buen camino, ya que después el objetivo es el estar el Día del Trabajador en el República Argentina”, agrega, para ofrecer algunos detalles.

Sobre el desarrollo, espera: “Mucha Chance es dúctil, se presta a cualquier trámite y, si bien en su última actuación corrió adelante, como ya lo había hecho en alguna oportunidad antes en La Plata, donde marcó récord corriendo así, no es necesario que tenga esa postura, porque creemos que rinde de cualquier forma, no tiene problema para adaptarse a otras situaciones”.

La charla va llegando a su fin, y Tadei lanza una frase muy típica de su forma de ser: “A veces no todo lo que uno planea se da cuando se abren las puertas. Hay un refrán que dice que el hombre propone y Dios dispone; bueno, en el turf pasa algo parecido… Será el jockey el que tomé las decisiones y siempre tiene que estar preparado para decidir. Y tengo la ventaja de que el mío -Wilson Moreyra- es muy buen jockey…