Valid Chance cuando corría en el país, correrá este sábado sobre una milla y en el césped la Raffles Cup; Lim’s Lightning y Minister, los principales candidatos

El caballo argentino Elite Incredible tendrá una cita bien brava este sábado en la pista de césped de Kranji, Singapur, como uno de los 12 confirmados para estar en los partidores de la siempre importante Raffles Cup (G1), sobre una milla. Conocido originalmente como Valid Chance, el hijo de Valid Stripes vuelve a los clásicos después de muchos meses y auspiciado por una reciente victoria en el Spalato 2014 Stakes, una suerte de los handicaps que suelen correrse en los hipódromos nuestros.

Cría del Haras Don Yayo, el zaino sólo corrió 3 veces durante 2018 en Palermo, manteniéndose invicto en sus dos salidas iniciales ydespidiéndose con un quinto puesto de Interboy (Asiatic Boy) en el Clásico Coronel Miguel F. Martínez (G3). Ya en Singapur, tuvo un inicio irregular, pero supo ser segundo del australiano Top Knight (Zoustar) en el Singapore Derby (G1) a sólo el pescuezo.

Le costó luego mantener ese nivel, intercalando buenas y no tanto, y con algunas participaciones graduales más que nunca lo vieron acercarse a ese nivel. Sin embargo, ahora que retomó la senda del triunfo la ilusión vuelve al ruedo, más allá de que le sobrarán escollos fuertes.

El mencionado Top Knight volverá a estar entre sus rivales, aunque el máximo candidato esta vez se llama Lim’s Lightning (Aus-Lope de Vega), embarcado en un momento singular y terminando adelante en 4 de sus 5 apariciones más cercanas, victorias entre las que se cuentan la Lion City Cup (G1), siendo además segundo en el Kranji Mile Stakes (G1).

Esa tarde el héroe fue el estadounidense Minister (Street Sense), que ahora volverá a estar en los partidores, aunque con alguna preocupación ya que no pudo estar entre los tres primeros en dos pruebas similares a la que viene de quedarse Elite Incredible, quizás, ajustando formas para el objetivo de la Raffles Cup.

Difícil reto para el caballo argentino, con el que valdrá la pena tener expectativas de que haga memoria y tenga la fuerza necesaria como para dar pelea.