De carácter listado, y corrido sobre una milla, tuvo a 3 ejemplares albicelestes en los primeros lugares, pues segundo terminó Eliitas y tercero Rey Elías

Por Néstor Obregón Rossi

LIMA, Perú (Especial para Turf Diario).- El argentino Matarani (Endorsement) alcanzó su tercera victoria consecutiva en la media distancia y derrochando la calidad de sus mejores épocas, imponiéndose en el Clásico Perinox (L-1600 m, arena), disputado este sábado en el Hipódromo de Monterrico.

Encabezó la trifecta albiceleste el defensor del Stud Arriba Arequipa, que se ha reinventado en la media distancia, aunque a opinión de su entrenador, la mira está regresar a las dos curvas, propiamente en la clasificación hacia el Gran Premio Latinoamericano (G1-2000 m).

“Esa siempre fue la idea, desde el inicio”, sostuvo Augusto Olivares, el hombre a cargo del entrenamiento de Matarani, que venía de ganar en serie los clásicos Antinoo (1500 m) en noviembre y José Rodríguez Razzeto (G3-1700 m), en diciembre.

Montado por Miguel Vilcarima, Matarani corrió pausado desde la partida, detrás del favorito -y compatriota- Eliitas (Catcher In The Rye) y del también argentino Rey Elías (Catcher In The Rye). Tras superar a este último, a la altura de los 1000 metros, fue acechando gradualmente al puntero y desde los 300 metros finales le fue acortando la ventaja para, sobre la cuadra final, dominarlo y estirarle casi un cuerpo de ventaja.

Eliitas tuvo que resignarse con la caída tras marcar la delantera con parciales rápidos de 24s59/100, 47s49/100 y 1m10s74/100. Un poco más atrás, Rey Elías y Tony Kroos (Riviera Cocktail) cerraban la marcha en lote de solo cuatro participantes.

Nacido en el Haras La Quebrada, Matarani es un hijo de Endorsement en Quinary (por Luhuk), que conquistó el sexto clásico de su campaña. Marcó un tiempo de 1m38s52/100.