Completó la cuádruple corona local para la caballeriza Ju Ya, el Haras Firmamento y el padrillo Super Saver; el ahora ausente Super Nao se impuso en los tres primeros pases de la serie

LIMA, Perú (Especial para Turf Diario).- Las cuatro carreras que conformaron las coronas de Monterrico en 2021 tuvieron como denominador común al Stud Jet Set, al padrillo Super Saver y al Haras Firmamento, por lo tanto, a la Argentina. En los tres primeros pases, sobre arena, la gloria fue toda para Super Nao, ya nominado como representante del Jockey Club local para el Longines Latinoamericano de 2022 en el Hipódromo Chile, en Chile. Y este domingo, tomando la posta de su “compañero” y ratificando su crecimiento, la gloria quedó para Super Turco, que atropellando fuerte en el derecho se consagró como el mejor potrillo de la temporada sobre el césped venciendo en los exigentes 2800 metros del Gran Premio Nacional Augusto B. Leguía (G1).

Fue un camino de ascenso permanente el del zaino preparado por el maestro Juan Suárez Villarroel, que tras salir de perdedor el último día de julio fue quinto en el Clásico Claudio Fernández Concha (G3), tercero en el Clásico Gustavo Prado Heudebert (G2) y segundo en el Clásico Postín (G2), llegando ahora a lo máximo.

En una carrera pareja en los papeles, Super Turco inclinó la balanza a su favor cuando el aire escasea en los pulmones, desprendiéndose con mucha soltura tras correr casi sin perder un metro durante todo el desarrollo, mérito del jockey Renzo Rojas, que cumplió a la perfección la tarea que le encomendaron.

Fue la potranca Kralice (Bay of Plenty) la que asomó adelante al partir, cediéndole luego el liderazgo a un osado Ozark (Buenos Días), que así como pasó al frente, desapareció luego hasta terminar último a una cuadra. Super Turco, en tanto, sufría algunos tropiezos en el inicio, pero luego se acomodaba junto a la baranda, expectante.

Con Kralice otra vez al frente llegaron a la recta, donde Super Turco desplegó toda su potencia para pasar de largo y separarse con solvencia, arribando a la meta con 2 3/4 largos de ventaja sobre Bahía Príncipe (Singe the Turf), mientras Kosatchok (Eye On Jacob) completaba la trifecta a 3/4 de cuerpo y con 2 3/4 más hasta Kralice, que quedaría cuarta. El favorito Etico Hit (Hit It a Bomb), otro argentino de Firmamento, fue sólo sexto, desencantando. El tiempo de la carrera fue de 2m55s26/100.

Super Turco es el tercer producto ganador de G1 que produce Super Saver con la primera de las dos generaciones que dejó en Firmamento, aunque el primero “histórico” que brinda en pista de césped. El mencionado Super Nao y la potranca Lindalevesolta completan el tridente de máxima escala para el padrillo que hoy reside en Turquía y que supo vencer en el Kentucky Derby (G1).

La gran figura del domingo en Monterrico tiene por madre a Queen Holland (Van Nistelrooy), que ganó 3 carreras en La Plata y hasta ahora apenas había producido a Camp Holland (Campanologist) y a Master Zulu (Mastercraftsman), simples vencedores condicionales, y que fue vendida por la cabaña de Juan Carlos Bagó, residiendo ahora en el Haras La Fortaleza.

La reunión tuvo otro clásico con el Snow Cort, que sobre 1300 metros en el césped midió caballos desde los 3 años. Allí fue 1-2 para los defensores del Stud Aurora, con Amaia (Fire On Ice) pisando fuerte para hacerle pasar un papelón a los machos y doblegar por 2 cuerpos a su socio Astu (Singe the Turf), tras 1m14s78/100. Carlos Trujillo puso toda su experiencia en las riendas de la pupila de Armando Filipuzzi, que fue favorita en el totalizador.