El caballo platense es candidato para ganar el Clásico Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (L), donde se mide con Roman Pleasure

La otra carrera importante que incluirá la jornada de este viernes en el Hipódromo Argentino de Palermo será el Clásico Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (L), pautado sobre 1800 metros en la arena y reservado para caballos desde los 4 años con los pesos distribuídos por reglamento.

La ocasión parece ideal como para que El de Nabta (Aspire) consiga un festejo con sabor diferente. El crédito del Stud El Gruñón figura inscripto para correr también el Gran Premio Dardo Rocha (G1) platense, este sábado, lugar que da la impresión dejará vacante, salvo que se lo someta a un esfuerzo extremo. Cabe mencionar que si no participa esta tarde, automáticamente será forfait mañana.

Dueño de un andar sumamente parejo, y destacándose hasta ahora desde la velocidad hasta la distancia, El de Nabta viene de terminar segundo de Nochero Querido (Most Improved) en el Clásico Irineo Leguisamo (L), aquí, a 4 cuerpos y con la cabeza sobre Best Galano (Galán de Cine), el mismo que el último domingo se llevó el Clásico Mineral (L).

Con Walter Aguirre en sus riendas, el candidato tiene como adversario más complicado a Roman Pleasure (Roman Ruler), ejemplar de muy buenas aptitudes pero con una salud que no suele ayudarlo demasiado. Después de reprisar ganando una condicional, terminó en un muy meritorio cuarto puesto en el Gran Premio Palermo (G1), a 3 1/2 largos del sopresivo Comando Secreto (War Command).

La breve nómina de 4 participantes la completan Quincy King (Fortify) y Bardalino (Incurbale Optimist). El primero viene de sumar su segundo éxito en La Plata, aunque por contundentes 8 cuerpos, mientras que el restante, de 7 años, no corre desde que a principios de agosto quedó tercero de Lothbrook (Van Nistelrooy) en otra común sureña.