El hijo de Sebi Halo reprisó cruzando adelante y el cuidador y el jockey brillaron con los caballos de Juan C. Bagó

LA PLATA.- No hubo clásico, ni handicap ni especial en el jueves del Bosque, pero la jornada, pese a todo, dejó tela para cortar, principalmente, por el sólido regreso a la acción del bueno de Sean Halo (foto) y también por el triplete que lograron el cuidador Adrián Reisenauer y el jockey Aníbal Cabrera con las reservadas del Haras Firmamento que prepara en Villa Elisa.

Inactivo desde fines de octubre, cuando cedió su invicto, Sean Halo volvió a parecerse al que se llevó el Clásico Jockey Club de Azul (L) en su segunda salida, y dio señales claras de que tienen con qué dar pelea a futuro en las pruebas de velocidad, aquí o en San Isidro y Palermo.

Conducido por Walter Aguirre, y como gran favorito, el pupilo de Nahuel Orlandi (h.) tuvo una labor para aplaudir, corriendo cuarto durante buena parte del trayecto para acelerar al máximo en la recta final, dominar por los 250 metros y disparar con mucha facilidad, estirándole 7 cuerpos de ventaja a On Your Side (Lizard Island) y estableciendo la excelente marca de 1m16s18/100 para las trece cuadras.

Con tres lauros en apenas 4 salidas, Sean Halo nació en el Haras El Paraíso y defiende los colores del Stud Los Tauros S.A., teniendo por madre a Roseanne (Bahiaro), titular de 2 victorias a los 3 años y que antes produjo a otro ejemplar destacado en la corta como Monje Rojo (Master of Hounds), de buenas labores en handicaps y especiales y animador de varios clásicos, todo en la familia del crack El Sembrador (Octante).

Para Adrián Reisenauer y Aníbal Cabrera, el jueves fue un día de gloria, redondeando un triplete bárbaro. La primera de sus victorias para la chaquetilla de Juan Carlos Bagó llegó gentileza de la tres años Retapizar (Tapizar y Sunshine Melody, por Unbridled’s Song), nacida en tiempo europeo y que hizo centro de entrada en los 1400 metros del Premio Mozilla, por 1 1/2 cuerpo.

Un rato más tarde llegó el turno del Premio La Impaciente (1000 m), para yeguas de 4 años titulares de 2 victorias, y donde Taylor’s Ruler (Roman Ruler y Miss Taylor, por Numerous) ratificó su gran mejoría de los últimos meses al vencer por 2 cuerpos.

Por último, la pierna la completó Jane Rimout (Remote y Jane Cash, por Johannesburg), que destrozó por 10 cuerpos a sus rivales en el Premio  Manuca Rosalina, donde la reservada de Firmamento festejó por segunda vez.