Conducida por el italiano, la hija de Sea the Stars se lució en The Curragh; su tercera madre es por el crack argentino

COUNTY KILDARE, Irlanda (Especial para Turf Diario).- Siempre se dice que cuando un caballo está en un momento ideal, hay que respetarlo. Pues bien, en el caso del fenomenal Frankie Dettori, corre la misma regla. Intratable, el jockey italiano no deja títere con cabeza en las grandes carreras del calendario europeo, como ocurrió este sábado en The Curragh, donde le dio una conducción magistral (otro más…) a Star Catcher para permitirle a la potranca preparada por su “socio” John Gosden quedarse con el triunfo en las Kerrygold Irish Oaks (G1-2400 m, césped, 400.000 euros en premios).

“En el patio de su casa”, la hija de Sea the Stars y Lynnwood Chase (Horse Chestnut) fue imparable para la dupla de Coolmore y Aidan O’Brien integrada por Fleeting (Zoffany) y Pink Dogwood (Camelot), segunda y tercera a medio cuerpo y 4 1/2 largos, en labores muy buena, por cierto. No puede decirse lo mismo de Iridessa (Ruler of the Word), de la que se esperaba mucho más que su séptimo puesto final.

Dettori es bravo corriendo de atrás, esperando a sus rivales, pero cuando toma la punta con un ejemplar con oportunidad, es más duro todavía. Pese a las 3 cartas de Coolmore, Star Catcher asumió el liderazgo del breve lote desde la partida, siempre asediado por Manuela de Vega (Lope de Vega), encargada de mover el ritmo en beneficio de sus compañeras Fleeting y Pink Dogwood.

La situación no incomodó al mejor jockey del mundo (olvidémonos de lo que dice el ridículo ranking de la IFHA, por favor…), que,una vez en la recta, movió a la potranca de Anthony Oppenheimer -como Cracksman (Frankel) o Golden Horn (Cape Cross)…-, sacó ventajas y liquidó el pleito. Desde atrás cargó fuerte Fleeting, tratando de aprovechar el “trabajo” de Manuela de Vega, pero todo fue estéril. 

“No ha hecho otra cosa que mejorar. En casa se mostraba en gran forma y por eso John decidió afrontar este desafío, sabíamos que podía hacerlo. No se trataba de salir a correr fuerte, sino de encontrar las fracciones necesarias. Sentí que venía Fleeting, pero podíamos haber seguido corriendo y nunca nos hubiera superado”, contó Dettori, sonrisa plena de por medio.

Previa vencedora en el Ribblesdale Stakes (G2) en Royal Ascot, Star Catcher tiene un “toque argentino” de por medio ya que Sue Warner, su tercera madre, es por el inolvidable crack Forli (Aristophanes).

Con Enable (Nathaniel), Anapurna (Frankel), Coronet (Dubawi) y Lah Ti Dar (Dubawi) también en la caballeriza de Gosden, el camino para Star Catcher se apoyará en carreras para las distancias largas. “Quizás el Prix Royallieu (G1) o el Prix Vermeille (G1), ambos en ParisLongchamp, puedan ser objetivos, pero hay tiempo, no queremos sobre exigirla”, añadió Gosden.