El potrillo salió de perdedor en la milla de arena por 9 cuerpos y la potranca lo hizo por la cabeza sobre 2200 metros en el césped

Por los efectos de la pandemia, muchos de los tres años recién ahora van saliendo a las pistas o ratificando en ellas todo lo que muestran en privado. Pues bien, la tarde de lunes feriado en el Hipódromo Argentino de Palermo dejó dos nuevos nombres interesantes para seguir parte de la generación nacida en 2017.

Bien tempranito, en la apertura de la jornada, fue espectacular la forma en que logró el ascenso Luxor Joy, que después de escoltar desde lejos a Fond of Him (Orpen) la tarde de su estreno y sobre 1200 metros, se sintió a sus anchas en su segunda salida y estirado hasta la milla.

Al cuidado de Juan Saldivia, el hijo de Fortify (foto) y la ganadora de G1 Dale Lunfa (Dalhart) no tuvo rivales, dominando de un extremo al otro y bien graduado por el aprendiz Abel Romay, cuyos 4 kilos de descargo le hicieron todavía más sencillas las cosas al crédito del Stud Rubí I y que se crió en el Haras La Biznaga.

A la hora de cruzar el disco, fueron 9 los cuerpos que lo separaron del parejo Valledolmo (South Kissing), que a su vez postergó por medio largo al tercero lugar al favorito Gamberi (Zensational), estableciendo la excelente marca de 1m33s78/100, la mejor del día.

A la tardecita, en tanto, y sobre 2200 metros en la pista auxiliar de césped, fueron potrancas las que se cruzaron, con apenas 5 confirmadas. Allí el final fue diametralmente opuesto, ya que 3 de las participantes llegaron muy cerquita. La victoria quedó para Nifty (Equal Stripes y Nesher, por Orpen, Haras Abolengo), que por la cabeza logró dar cuenta de la favorita Sevilla Halo (Sebi Halo) luego de una lucha que se extendió durante casi toda la recta y con dos de los jockeys más tenaces en escena, pues el paraguayo Eduardo Ortega Pavón montó a la vencedora y Altair Domingos estuvo en las riendas de la segunda. A 3/4 de cuerpo, en tanto, Fría Mañana (Cisne Branco) se acercó en el cierre para completar la trifecta, con el reloj deteniéndose al cabo de 2m16s55/100.

Al cuidado de Nicolás Martín Ferro y defendiendo los colores del Stud R.M., los de Rocío Menditeguy, su esposa, el matrimonio encontró la mejor forma de todas para festejar hípicamente hablando el cercano nacimiento de su hija Luna, ocurrido la última semana.