Tiz the Law (foto) es el candidato, en una tarde en la que los argentinos American Tattoo e Irisa verán acción de grado

MIAMI, Florida (Especial para Turf Diario).- Pese al fuerte avance que el Covid-19 mostró en los últimos días aquí, este sábado Gulfstream Park vivirá su reunión más importante de la temporada. Llega el trascendente Florida Derby (G1-1800 m, arena, US$ 750.000 en premios), una de las carreras de mayor peso en la carrera hacia el ahora retrasado Kentucky Derby (G1).

En medio de críticas gubernamentales, el Stronach Group sigue adelante con la actividad hípica, en una semana en la que el positivo de Coronavirus del jockey Javier Castellano levantó algunas dudas sobre que la fecha pudiera finalmente llevarse adelante.

Serán 12 los potrillos en los partidores del Florida Derby, con Rogue Element (Honor Code) aguardando en el banco de suplentes que alguno falte a la cita para tomar la posta. El candidato de casi todos es Tiz the Law (Constitution), terminante para quedarse con el Holy Bull Stakes (G2) abriendo su 2020, ratificando todo lo bueno que había hecho en el calendario anterior, cuando sumó el Champagne Stakes (G1).

En el Holy Bull, Tiz the Law superó por 3 cuerpos a Ete Indien (Summer Front), que luego mostraría un gran nivel venciendo en el Fountain of Youth (G2), cuando destrozó por 8 1/2 cuerpos a Candy Tycoon (Twirling Candy), que también estará en los partidores ahora.

El otro nombre que no puede pasarse por alto es el de Independence Hall (Constitution), que cedió el invicto en el Sam F. Davis Stakes (G3) de Tampa Bay Downs ante el ahora ausente Sole Volante (Karakontie). Ganador del Nashua (G3) y del Jerome Stakes (L), busca volver a la senda del éxito.

En una segunda línea aparece Gouverneur Morris (Constitution), que fue segundo en el Claiborne Breeders’ Futurity (G1) de Keeneland, en octubre, para reprisar a mitad de febrero con una fácil victoria en una condicional de Tampa.

La fecha tendrá también su “lado femenino” con la resolución del Fasig-Tipton Gulfstream Park Oaks (G2-1700 m, arena, US$ 200.000), en la ruta hacia el Kentucky Oaks (G1) y donde Tonalist’s Shape (Tonalist) tratará de mantener su condición de invicta después de sumar el Hut Hut Stakes (L), el Forward Gal Stakes (G3) y el Davona Dale Stakes (G2), siempre en Gulfstream Park.

Spice Is Nice (Curlin) terminó segunda a 1 1/4 cuerpo en esta última carrera y ahora aspira a cobrarse desquite de la candidata, ya con más experiencia en este nivel. 

Por su parte, Lake Avenue (Tapit) fue la ganadora del Demoiselle Stakes (G2) de Aqueduct en 2019 y con su cuarto lugar en el Busher Invitational Stakes (L), donde terminó cuarta, ya salvó la reprise.