Venció cómodamente al favorito As del Paraíso y pasó al frente entre los veloces platenses

LA PLATA.- El ranking de los velocistas en el hipódromo local volvió a cambiar de manos. Ette Candy sorprendió a todos, volvió a su mejor nivel y se quedó con el Clásico Onesto Puente (L-1200 m, arena húmeda), volviendo a la cabeza de un ordenamiento que no para de sufrir cambios.

De la mano de la encendida dupla que conforman el cuidador Angel Piana y el jockey Mariano Joel López, el hijo de Sidney’s Candy se filtró por dentro en el derecho para dar caza del puntero y favorito As del Paraíso (Angiolo) en la cuadra final y sacarle de allí en más 2 1/2 cuerpos de ventaja, deteniendo el reloj al cabo de 1m11s63/100.

A 4 cuerpos, View On the Top (Seattle Fitz) completó una trifecta que no incluyó a Princesa Lake (Anjiz Lake), una sombra de aquella que se impuso hace unas pocas en el Clásico General Manuel Belgrano (G2). Ni siquiera la punta pudo tomar la alazana, que llegó sólo quinta a 9 largos.

En Vedette’s Gulch (Thunder Gulch), y defensor del Stud La Porteñita, Ette Candy completó la cosecha clásica perfecta del Haras Firmamento, donde también fue criada Chic Nistel (Van Nistelrooy), dueña del Morales.