La hija de Manipulator tapó en la raya y por el hocico a su rival, cargando el elevado peso de 61 kilos; con 63, La Hilary corrió de ensueño y llegó tercera al pescuezo

Nuestra candidata Urban Lady  (57 1/2 kg.) corrió con el triunfo bajo el brazo en el Handicap Hyperion (1000 m, arena pesada) hasta los últimos 5 metros, pero por dentro, casi como entregada, Force Majeure la alcanzó y la tapó en el disco por el hocico, consiguiendo la pupila de Angel Bonetto una nueva victoria en la categoría, la tercera que consigue en su generosa campaña.

Se venia y se venía la Strategic Prince platense, pero la yegua de Dos Estrellas encontró el premio a una conducción más que buena por parte de William Pereyra, con el dato para nada menor de haber cargado 61 kilos. Largó del 1 la zaina, una posición incómoda en la recta del Hipódromo Argentino de Palermo, donde las “ventajas” suelen estar del lado de la verja. Pero hay un secreto para correr por allí: la paciencia.

Pablo Falero, palabra respetada si las hay, nunca consideraba una contra correr por dentro en el derecho porteño, por el contrario, lo encontraba como una posibilidad de ir balconeando rivales. Y eso fue lo que hizo Pereyra con Force Majeure, dejando que poco a poco se fuera acomodando, abriéndose hasta la mitad de la pista y atacando en la parte final. El resultado no pudo ser mejor.

Darío Gómez había hecho todo bien con la menuda Urban Lady, que pese a la derrota mostró que aquél segundo lugar en el Clásico República de Panamá (G3) no había sido una casualidad, y se afirmó en la recta. Si hay que hablar de méritos, olvidar el estupendo tercer lugar de La Hilary (Grand Reward) al pescuezo sería una injusticia gigantesca, pues cargó imposibles 63 kilos, un lastre que podría haberla condenado a su tercer no placé consecutivo, situación que evitó con su clase inagotable.

Previa tercera ante los machos en el Clásico Prensa Hípica (L), y ganadora del Handicap Spiny y del Handicap Campagnarde, la hija del generoso Manipulator y Red Knight (Honour and Glory) que se crió en el Haras San Lorenzo de Areco y defiende los intereses del Stud Dos Estrellas suma 7 primeros puestos en 13 salidas, sólo una vez quedó fuera de las chapas y llevó sus ganancias hasta el 1.527.000 pesos.

Le faltaría a su trayectoria envidiable un disco clásico, y a sus seis años parece en un momento óptimo para soñar con poder cumplir ese objetivo, mucho más dentro de una categoría en donde sobran las opciones, siempre apoyada en su regularidad para poner en un cuadrito.