El jockey dio triplete en el martes del Hipódromo de La Plata, llegó a los 478 éxitos y superó la marca de Jorge Ricardo. “Me gusta ponerme objetivos para superarme y con mucho trabajo poder cumplirlos”, contó a Turf Diario, feliz

Por Diego H. Mitagstein / Foto Ariel Fitzsimons

LA PLATA.- Una tarde genial de Francisco Leandro le deparó este martes en el Bosque el premio más preciado: cumplir su sueño de batir el récord sudamericano de carreras ganadas y que estaba en poder de su compatriota Jorge Ricardo, desde la temporada 1992/1993, con 477 discos.

El jockey abrió el día venciendo con Noche Plateada (In the Dark), alcanzó la línea de Ricardinho llevándose la octava prueba con La Sirenita (Le Blues) y finalmente consiguió lo que tanto buscó sobre Preservada (Manipulator) en la décimo tercera carrera.

Leandrinho había ya dejado atrás la marca nacional, que también tenía su compatriota, hace un par de semanas, y ahora logró completar de forma perfecta su faena y para lo que trabajó durante gran parte de 2023, sobre todo de abril en adelante, cuando advirtió que no era una utopía ganar semejante cantidad de carreras.

“Imaginaba que lo iba a lograr algo más cerca de fin de año, pero las cosas se fueron dando bien y aquí estamos, con la misión cumplida”, cuenta Francisco en charla con Turf Diario, para luego agregar: “Ahora vamos a ver si supero la marca de las 500 carreras ganadas, que sería lindo. Sabía que tarde o temprano iba a llegar, por eso me tomé el día con tranquilidad”.

Jockey del Año en 2016, 2018, 2019, 2020, 2021 y 2022, Francisco Leandro ya logró 3205 triunfos en el país desde su desembarco en 2013, habiendo disputado 16.836 pruebas (un 19 por ciento de efectividad), sumando 1.861.363.166 pesos en premios. En total, se impuso en 276 clásicos, 158 de grupo y 43 de G1; en lo referente a 2023, 46 de sus éxitos fueron en pruebas clásicas, 22 de grado y 7 de máxima escala.

Retoma el jockey la palabra con un reconocimiento: “La verdad es que nada de esto hubiera sido posible sin la ayuda de tanta gente que estuvo de por medio, entrenadores, propietarios, personal de caballerizas. A ellos les agradezco de corazón por el apoyo que me dieron para lograr el récord”.

Se le pregunta que siente de haber batido una marca que estaba en poder de un ídolo como Jorge Ricardo, y con sinceridad cuenta: “Me enorgullece por todo lo que Jorge significa para la hípica y para todos. Es un gladiador irrepetible, que sigue dando pelea, y que a lo largo de tantos años le dio tanto a la actividad. Una persona que nos da fuerza a todos con su ejemplo para seguir adelante, esforzándonos”.

Cómo será a partir de ahora, ya con el objetivo cumplido, la vida de Francisco Leandro. El jockey explica: “Ahora para el año próximo un poco la idea es aflojar en la exigencia, quizás si no hay compromisos dejar pasar algunas reuniones, principalmente en La Plata, que me demanda un viaje largo, para poder pasar más tiempo con la familia, que me acompañaron en todo este tiempo y entendieron mi sueño de llegar a esta marca. Se lo merecen y así va a ser”.

A la hora de elegir las carreras que más lo marcaron camino a convertirse en el jinete más ganador en una temporada de la historia de la hípica sudamericana, no duda: “Hay dos que fueron especiales. La primera el Gran Premio Miguel A. Martínez de Hoz (G1) con Miriñaque (Hurricane Cat), por el caballo, porque ganó una hermosa carrera y porque no había podido todavía vencer en el césped. Y también el Gran Premio Polla de Potrancas (G1) con Madonna Benois (Angiolo) en Palermo, con una atropellada bárbara y en un final tan peleado”.

Por último, Leandrinho deja una reflexión en el cierre de la charla: “Me gusta ponerme objetivos para superarme y con mucho trabajo poder cumplirlos. Aprendo de mis errores y me siento un privilegiado de poder hacer lo que más me gusta”.

Francisco Leandro es récord. Lo quería y lo cumplió. Aplausos fuertes.