La hija de Adriano, reservada de Santa María de Araras, se quedó con el Grande Premio Presidente Hernani Azevedo Silva (G2)

SAN PABLO, Brasil (Especial para Turf Diario).- El ascenso de Happy Party encontró este sábado en el césped de Cidade Jardim su festejo más glamoroso. Tras un prometedor cuarto en el Grande Premio Marciano de Aguiar Moreira (G2), y haciendo su debut en esta pista, la reservada de Santa María de Araras fue imparable para quedarse con el Grande Premio Presidente Hernani Azevedo Silva(G2), corrido sobre una milla y en el césped normal.

Con Bruno Queiroz en sus riendas, la hija del generoso Adriano se mantuvo siempre ajena de lo que adelante hacía Terra de Campeoes (Gloria de Campeao) seguida de cerca por Got Court (Courtier). Una vez en el derecho, fue esta última la que desbordó a la puntera, intentando disparar.

Pero rápido surgió por la mitad de la cancha la figura de Happy Party, que alcanzó y pasó de largo, guardando energías para la atropellada que, desde más atrás todavía, ensayaría Muguruza (Alcorano), finalmente escolta a 3/4 de cuerpo. A 2 1/2 largos, Got Court debió conformarse con la tercera posición, todo tras 1m34s129/100.

Al cuidado de Cristiano Oliveira, Happy Party tenía aquí apenas su tercera prueba en el plano gradual, llegando a la pierna de victorias en 10 presentaciones. Su madre es Allegrezza (Grand Slam), importa desde los Estados Unidos y que antes produjo a Festa Pronta (Wild Event), doble ganadora de listado, todas con la notable Hanako II (Exbury) en su pedigree, la madre de la campeona Harvard’s Bay (Halpern Bay) y de las graduales Hankola (El Gran Capitán) y Hanak (Halpern Bay).