El astro brasileño sumó el triunfo número 13.296 de su trayectoria y la potranca del Stud La Morocha va retomando confianza

De visita en la Argentina para ser parte del mitín del Gran Premio República Argentina (G1), el próximo miércoles, el astro brasileño Jorge Ricardo volvió al triunfo en nuestras pistas, quedándose este lunes con la cuarta carrera del Hipódromo Argentino de Palermo en las riendas de Mi Gran Duque (Duque de Chillon).

Llevando su récord mundial a los 13.296 discos, el jockey recibió el cariño de los aficionados de regreso a la foto y, como es su costumbre, respondió con un saludo y una sonrisa a esas muestras de respeto, que ya casi son de veneración.

La última vez que Ricardinho había triunfado en el país había sido en noviembre, con Bambino Duke (Lenovo) en La Plata, un caballo del que es también uno de los propietarios. De su total de victorias, 3671 los consiguió aquí, donde corrió por más de una década como monta oficial del Stud Rubio B., regresando a Río de Janeiro, Brasil, en septiembre de 2020.

La de este lunes en el centro fue una reunión con sus bemoles, pues, además de desarrollarse ante un clima poco amigable, sufrió con desperfectos técnicos que obligaron a un largo atraso. Pese  todo, al cabo de las 15 competencias que se disputaron la recaudación ascendió hasta los 258.836.215 pesos, con un promedio de 17.255.748, y con poco más de 45 millones de pesos provenientes de las jugadas realizadas en el exterior, cuyo aporte a los premios es prácticamente nulo. 

En el ámbito condicional, el otro dato destacado lo aportó Jalimba, que sumó el tercer triunfo de su campaña en los 1400 metros del Premio Sansón Greeley y poco a poco va retomando el nivel que supo mostrar de potranca, cuando fue protagonista de los primeros clásicos selectivos.

Entre titulares de 2 victorias, la hija de Señor Candy y Abonanza (Mount Nelson), la pupila de Omar Labanca lideró desde la partida y en el final guapeó de lo lindo para contener todas las atropelladas, superando por cabeza, pescuezo y media cabeza a Martana (Fortify), Miss Talento (Equal Talent) y Tal Hechicera (Recital), en 1m22s55/100 y con Lautaro Balmaceda luciéndose en sus riendas.

Criada por el Haras Rodeo Chico y defendiendo los colores de la caballeriza La Morocha, Jalimba venía de imponerse en la categoría alternativa opcional bajo idénticas circunstancias. Si sigue mejorando, los clásicos recuperarán un nombre fuerte.