Campeona Sprinter 2020 en los Estados Unidos, perdió su tercer lugar; Bob Baffert, su entrenador, fue multado con 1500 dólares

LOUISVILLE, Kentucky (Especial para Turf Diario).- Finalmente la potranca Gamine, recientemente consagrada como Campeón Velocista Hembra en los Estados Unidos, fue distanciada del tercer lugar que había conseguido en el último Kentucky Oaks (G1) de Churchill Downs al confirmarse su positivo de betametasona, un antiinflamatorio y que está tipificado como una droga de clase C.

Como resultado de la decisión adoptada por la Kentucky Horse Racing Commission (KHRC), la hija de Into Mischief que pertenece a Michael Lund no cobrará el premio correspondiente a su posición en la pista, mientras que Bob Baffert, su entrenador, recibió una multa de 1500 dólares. Ahora Speech (Mr Speaker) se beneficiará con el distanciamiento y subirá al último escalón del valioso podio.

El positivo de Gamine fue reportado originalmente por The New York Times en octubre, mientras la KHRC llevaba a cabo una investigación. Los análisis fueron realizados por el Industrial Laboratories, y luego reafirmados en el UIC Analytical Forensic Testing Laboratory. La betametasona es una droga de uso permitido en Kentucky, pero debe ser dejada de administrar dos semanas antes de la carrera.

Para la buena de Gamine el del Kentucky Oaks fue el segundo positivo en 2020 (sus únicas dos derrotas…), pues después de ganar un allowance el 2 de mayo en Oaklawn Park había corrido la misma suerte, pero por lidocaína. Ese mismo día, Charlatan (Speightstown) fue distanciado del primer lugar en una de las divisiones del Arkansas Derby (G1), por la misma droga. El alazán también tiene a Bob Baffert como entrenador.

Gamine ganaría la última temporada el Test Stakes (G1) -vaya paradoja-, el Longines Acorn Stakes (G1) para cerrar brillando alto en el Breeders’ Cup Filly & Mare Sprint (G1) de Keeneland, ante las mayores.