Fue a poco de largar en la novena carrera y con la potranca Casta y Pura; permanece internada con pronóstico reservado en la Clínica Bazterrica

En el momento en que Florencia Giménez rodó a la altura de los 800 metros de la novena carrera del lunes en el Hipódromo Argentino de Palermo, todos supieron que el golpe era grave; si hasta Diego Notario, que relataba la competencia, quedó en shock ante las imágenes, continuando con su labor sólo por obligación, pero con la cabeza en esa terrible caída que entristeció a todos. Tras las primeras atenciones, se conestató que la jockey mendocina había sufrido politraumatismos y traumatismos de cráneo encefálico grave con pérdida del conocimiento, permaneciento internada en la unidad de cuidados intensivo de la Clínica Bazterrica.

Más tarde, cuando el parte se amplió, la preocupación creció. “La paciente tiene traumatismo craneal grave con edema cerebral, fracturas cervicales múltiples y contusión pulmonar. Está intubada con requerimiento de asistencia ventilatoria mecánica”. En las redes sociales todos se solidarizaron y se armaron distintas cadenas de oración, otro dato de la gravedad de la situación, con la vida de Florencia en peligro.

Florencia venía corriendo a Casta y Pura (Safety Check), una de las candidatas, que tras largar algo apagada ganaba colocaciones para ubicarse. De golpe, la zaina fue al piso y daría la sensación de que se piala en Kalapabhati (Most Improved), aunque todo fue tan veloz que no se alcanzó a observar con claridad. La jockey nada pudo hacer, no tuvo tiempo, y fue a parar al piso violentamente.

Ganadora de 60 carreras oficiales sobre 615 corridas, y radicada en los máximos desde 2018 tras desempeñarse por alguna temporadas en el interior, se aguardan novedades durante las primeras horas de la mañana sobre la salud de Florencia Giménez, ojalá con mejorías en su estado.