La hija de Manipulator le da revancha a Una Gota Buena; Joy Doctrina (foto) es la tercera en discordia

LA PLATA.- Martes con clásico de por medio el que se viene en el circo platense. Potrancas resolverán el Racing Seattle, con 1000 metros de recorrido, 300.000 pesos para la ganadora y que también servirá para empezar a acomodar las piezas entre las velocistas más jóvenes.

Más que pareja aparece la historia en la previa, con Kali Mani (Manipulator) un escalón por encima, con ganas de sacar producto de su buena experiencia. Después de varios arrimes, la pupila de Roberto Sosa consiguió salir de perdedora con mucha facilidad, superando por 6 cuerpos a Una Gota Buena (Global Hunter), que a vuelta de hoja desquitó por 9 largos y con la que aquí se volverá a enfrentar. La revancha entre ambas luce atractiva, sin dudas.

No está lejos de las anteriores en el concepto Joy Doctrina (Fortify), vencedora aquí en el Especial Apertura  y que acaba de reprisar con un buen tercer lugar en Palermo, llegando a sólo 3 cuerpos de Azy Seattle (Seattle Fitz), en la recta.

Sobre esa misma pista encontró el ascenso Trikini Girl (Greenspring), que por 3 cuepos postergó a Queen Zenobia (Zensational) en marca interesante y ahora regresa a una pista que le fue esquiva anteriormente.

En un mismo “piso” debe ubicarse a Apachetta (Arándano En Boca), que se estrenó bien temprano llevándose uno de los turnos clasificatorios del Clásico Precoces sureño, para llegar cuarta en la final y luego completar el podio de Chic Nistel en el Clásico Nueva Generación.

Lovely True (True Cause) vuelve al kilómetro y seguro va a mejorar, mientras que gustó mucho el ascenso de Azucena Maizani (Angiolo) en San Isidro. Bell Scape (Cityscape) seguirá su curva evolutiva y Dusty Runner (Star Runner) se ilusiona con prenderse en la definición.