Se correrán sobre 1200 metros; Bolt Cat y Trenzado Sea (foto) aparecen como los máximos candidatos al triunfo

Hace tiempo ya que los domingos han pasado a ser un día en el que los hipódromos no le ponen demasiado empeño en sus programas. Otrora un día buscado, en la actualidad trae generalmente las peores recaudaciones de la semana, y de allí que se prefiera armar reuniones “de compromiso”, “ahorrando” para otras fechas más productivas.

La baja del Clásico Ilustrísima por haber tenido apenas 4 confirmadas dejó a las clasificatorias del Especial Roberto J. Bullrich (1200 m) como pases centrales de la jornada dominical que llegará en el Argentino de Palermo, ambos turnos de cara a la final del mes próximo y sobre 1700 metros.

En la apertura de la serie Bold Cat (Hurricane Cat) intentará sacar provecho de la experiencia de ya haber vencido y de sus dos posteriores labores clásicas, cuando llegó sexto tanto en el Clásico Santiago Luro (G2) cuando en el Clásico Raúl y Raúl E. Chevalier (G2).

Con dos cuartos en igual número de salidas, Name Dropper (Hurricane Cat) intentará hacer realidad aquello de que la tercera es la vencida, aunque un grupo que, en los papeles, tiene sus limitaciones.

Con buenos ensayos y de la mano de Pablo Sahagián se inicia Tri Top (Treasure Beach), mientras que ya con la inexperiencia fuera de plano, puede que la potranca Early Winner (Remote) desquite la buena cantidad de boletos que trituró en su estreno.

En el segundo de los pases parece haber algo más de claridad con Trenzado Seattle (Seattle Fitz), al que Pablo Falero tratará de mantener invicto. El pupilo de Omar Labanca se inició con un valiente triunfo ante Chocolate En Rama (Señor Candy) y aspira a repetir.

Mia Edgard (Hurricane Cat) se anima “en las luce” luego de mostrarse por primera vez en sociedad en La Punta, donde dentro de un lote muy numeroso fue prometedora tercera a sólo 2 3/4 cuerpos de Mani Boy (Manipulator), en buen tiempo para los 800 metros.

Pedigree de sobra tiene Caparozzolo (Easing Along), y ahora habrá que ver si responde a su genética con velocidad. Usain Cat (Hurricane Cat) corrió menos de lo esperado debutando en la recta de San Isidro y la expectativa es verlo mejorar en grande en su llegada a la arena.