El esperado “Classic” se resolverá en el final de la semana, con el invicto Siskin (foto), de Juddmonte, como gran candidato

La pandemia y el retraso que provocó en las carreras de casi todo el mundo, provocaron que se hiciera un cuello de botella con los “Classics” europeos. Así, luego de vivir las Pollas francesas y las Guineas irlandesas, ahora le llega el turno a las Guineas de Irlanda, que este viernes disfrutarán de la versión para potrancas en el bellísimo The Curragh.

Las Tattersalls Irish 2000 Guineas (G1-1600 m, césped), con 142.500 euros de premio para el ganador, promete un espectáculo de altísimo vuelo, donde Siskin intentará agregar otro éxito histórico a la chaquetilla de Juddmonte Farms ante una flota completa y durísima de Aidan O’Brien y Coolmore.

Hijo de First Defense y Bird Flown (Oasis Dream), nunca nadie pudo batir aún a Siskin, que marcha invicto en 4 presentaciones. Ganó debutando en Naas y luego, ya siempre en Curragh, sumó el Irish Stallion Farms EBF Marble Hill Stakes (L), el GAIN Railway Stakes (G2) y el Keeneland Phoenix Stakes (G1), superando en estas dos últimas competencias a Monarch of Egypt (American Pharoah), que también estará en la cancha ahora.

Este será una de las 6 cartas del Team Ballydoyle (entre 11 participantes…), pero no la más fuerte. En el morning-line, esa responsabilidad recae sobre Armory (Galileo), que temprano sumó el Japan Racing Association Tyros Stakes (G3) y el Galileo Irish EBF Futurity Stakes (G2), para luego escoltar a Pinatubo (Shamardal) en el National Stakes (G1), quedar tercero de Victor Ludorum en el Qatar Prix Jean-Luc Lagardere (G1) y otra vez segundo, pero ahora de Alson (Areion) a 20 cuerpos en el match que sostuvieron la tarde del Criterium International (G1).

Lope y Fernández (Lope de Vega) es otra carta fuerte de la casa irlandesa. Tras un par de derrotas ante el campeón Pinatubo, se dio el gusto de hacerse gradual en el Round Tower Stakes (G3), aquí, para luego quedar sexto de Earthlight (Shamardal) en el Juddmonte Middle Park Stakes (G1). Abre su 2020 y habrá que tenerlo muy en cuenta ante tamaña experiencia.

Pero habrá “más Coolmore” en los partidores con Vatican City (Galileo) y Royal Lytham (Gleanegles), el primero de buen triunfo para ascender en Dundalk y el restante con un par de gestiones para respetar, como su triunfo sobre Platinum Star (Lope de Vega) en el Tattersalls July Stakes (G2) o su tercero a un largo de Siskin en el mencionado Phoenix Stakes. El equipo lo completa Fort Myers (War Front) de sólida experiencia y con ganas de sorprender.

El Aga Khan se juega con el ascendente Sinawann (Kingman), que cerró su 2019 escoltando desde 1 1/4 cuerpo a Mogul (Galileo) en el KPMG Champions Juvenile Stakes (G2), donde Cormorant (Kingman), ayer ganador del Derby Trial (G3) en Leopardstown, había sido quinto.

Fiscal Rules (Make Believe) está al cuidado de Jim Bolger, hombre que sabe mucho. Fue segundo del bueno de Wichita (No Nay Never) -reciente escolta en las 1000 Guineas…- cuando debutó aquí en agosto y ahora vuelve desafiando toda lógica, apoyado en su concepto.

Free Solo (Showcasing), dueño de un triunfo en Leopardstown, y Rebel Tale (Tale of the Cat), que supo escoltar a Armory en el Futurity, completan una nómina que da para hacerse ilusiones de las grandes en una carrera que no defraudará.