Latino: Dixie Wave y Juliana salen; suben Milos y Sensacionale

236

Se produjeron ayer dos cambios en la delegación peruana, donde la situación es irregular

LIMA, Perú (Especial para Turf Diario).- El rumor que surgió en las últimas horas y que creció rápidamente en el ambiente hípico, se confirmó: el caballo Dixie Wave (Arg-Stormy Atlantic) y la yegua Juliana (Eye On Jacob) no se pudieron recuperar totalmente de sus problemas físicos y quedaron al margen del XXXV Longines Gran Premio Latinoamericano (G1-2000 m, césped), del próximo 10 de marzo en el Club Hípico de Santiago.

La Comisión de Carreras tomó la decisión, tras recibir el informe médico a cargo de los veterinarios del Hipódromo de Monterrico, “que coinciden en que los ejemplares Dixie Wave y Juliana no se encuentran aptos para competir en el próximo Latinoamericano”. El cuerpo especializado, según información a la que se accedió, indica una fractura en el anterior izquierdo en el caso del caballo y una lesión en el tendón de la mano derecha en el caso de la yegua, suficientemente complicados para arriesgarlos a una exigencia como la que demanda la prueba internacional.

Inmediatamente tomaron la decisión de poner como reemplazantes a Milos (Yazamaan) y a Sensacionale (USA-Broken Vow) (foto), quienes eran los primeros suplentes de la delegación peruana, dejando ahora como alternativa de cambio a Storm Rodrigo (CHI-Dangerous Midge).

Curiosamente la votación respecto a quien tendría la primera suplencia acabó en un empate entre Milos y Sensacionale, resultado diferente al 7-5 en el que terminó la primera vez que tocaron el tema, el pasado 5 de febrero, dándole la primera opción al potrillo nacional.

Esto originó una nueva votación, pues ahora se habría el debate sobre qué propietario debía pagar los 25 mil dólares por el tercer cupo –ya que More Than Words pasó a ser primer clasificado y su dueño quedó exonerado de esa condición– y el acuerdo por mayoría fue que los dueños de Milos y Sensacionale cubran en partes iguales los gastos que originen tener esa vacante. En el caso alguno de ellos no quisiera participar en la carrera, se le cursaría la invitación al dueño de Storm Rodrigo, bajo las mismas reglas.

El dato fue la palabra de Carlos Roe, uno de los propietarios de Juliana: “Mi potranca está bien y seguirá su entrenamiento como está planeado, con un trabajo proyectado para este jueves”. El culebrón parece que seguirá.