Se quedaron con los primeros turnos sobre 1200 metros para la generación nacida en 2019 que se corrieron en el césped del norte

Con concurrencia escasa, el sábado último se resolvieron las primeras carreras sobre 1200 metros para los 2 años. Potrillos y potrancas se mostraron en el césped para proyectarse hacia los clásicos selectivos que se vienen, ya sea hacia el Unzué (G2) y el Luro (G2) porteños, o esperar por el Eliseo Ramírez (G2) y el Raúl y Raúl E. Chevalier (G2), aunque estos recién llegarán en abril, dentro de una eternidad y en el tradicional vacío selectivo que se da por el norte en la primera parte del primer semestre.

Fueron los machos los primeros en salir a escena y con Gonna Fly Now aprovechando al máximo «la oferta» y capitalizando de la mejor forma la experiencia que había sumado cuando llegó quinto de Vos Querés (Full Mast) en ocasión de su debut. Conducido por Martín Valle, el defensor del Blacktype Bloodstock quebró con mucho esfuerzo y poco lucimiento al puntero Tabacano (Fortify) en los tramos finales para batirlo por 3/4 de cuerpo.

Preparado por Jose O. González, el zaino remató por encima de los 26s y estableció un tiempo bien flojito de 1m15s2/100. Hijo de Key Deputy y For Me Cat (Easing Along), por lo tanto, hermano entero del G1 Forza Key y del ganador clásico Fortino Key (Key Deputy), el zaino fue criado por el Haras El Alfalfar y habrá que aguardar si da un salto en su nivel para lo que se viene, mucho más complicado, por cierto.

Un rato más tarde llegó el turno de las potrancas, donde la enorme favorita Helen In Track (foto) cumplió un estreno ideal ante una oposición también bastante ténue. La reservada del Stud-Haras Abolengo tomó la punta al partir y no se dejó alcanzar, liquidando la historia al llegar a la meta con 2 1/2 cuerpos de ventaja sobre Vengan y Vean (Manipulator), que ya tiene en su cuenta 5 salidas a pista, ¡y recién estamos en enero!

Al cuidado de Nicolás Martín Ferro, pero presentada por Enrique, su padre, Helen In Track es una hija de Cosmic Trigger y la ganadora clásica Helen Mary (Sunray Spirit) y también defendió los boletos mayoritarios. Para la alazana, que mostró algunas cuestiones propias de su inexperiencia, llegará el tiempo capitalizar el haberse sacado el debut de encima y dar el salto en las mañanas, con la mira en algunos de los clásicos que se mencionaron al comienzo. Su tiempo de 1m14s4/100 fue casi 1 segundo más veloz que el de Gonna Fly Now, aunque tampoco demasiado destacado, en un día «sin reloj».