El ganador del Kentucky Derby de 2021 -por el distanciamiento de Medina Spirit- correrá el Stephen Foster Stakes (G2)

LOUISVILLE, Kentucky (Especial para Turf Diario).- El de Life Is Good (Into Mischief) no será el único gran regreso del que disfrutará este sábado la hípica de los Estados Unidos. En Churchill Downs volverá al ruedo el notable Mandaloun, como máximo candidato en la previa para el Stephen Foster Stakes (G2), a disputarse sobre 1800 metros y con 750.000 dólares en premios.

El caballo de Juddmonte Farms salió de escena a fines de febrero cuando voló muy bajo en la Saudi Cup (G1) árabe, donde aparecía como uno de los candidatos al triunfo. El hijo de Into Mischief que preparada Brad Crox había hilvanado una serie de tres triunfos consecutivos y que se inició en el TVG.com Pegasus Stakes (L), continuó en el TVG.com Haskell Stakes (G1) y se completó en el Louisiana Stakes (G3). Mandaloun no es otro que aquél que heredó la victoria en el Kentucky Derby (G1) de 2021, tras el distanciamiento de Medina Spirit (Protonico).

Su principal adversario es el ascendente Olympiad (Speightstown), de gran actualidad. Arrancó su 2022 llevándose un allowance optional claiming, luego se impuso en el Mineshaft Stakes (G3) y el New Orleans Classic Stakes (G2), y finalmente dio la nota en el Alysheba Stakes (G2) de Chuchill Downs.

El Stephen Foster será bravo, pues también estará en los partidores Americanrevolution (Constitution), que acaba de superar una larga inactividad con un tibio cuarto puesto en el Blame Stakes (L). Su pico máximo de nivel lo disfrutó al quedarse con el último Cigar Mile Handicap (G1), en Aqueduct, pero también ganó 3 listados y fue tercero en el Pennsylvania Derby (G1).

Proxy (Tapit), de Godolphin, no les va en zaga a los anteriores, habiendo sido segundo de Olympiad en el New Orleans Classic Stakes, tercero en el Ben Ali Stakes (G3) de Keeneland y segundo en el Blame, sin olvidar sus muchos arrimes graduales de la temporada anterior. Y queda por contar sobre la presencia de Last Samurai (Malibu Moon), que acaba de dar la nota quedándose con el Oaklawn Handicap (G2), demostrando estar atravesando por su mejor momento.