El hijo de Fortify va esta tarde por el Clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires (G2), donde le da revancha a Angel del Cielo

LA PLATA.- Desde el año 1995 que el turf del Bosque no disfruta de un triplecoronado. ¿Se cortará la sequía en 2020? Todo está en las manos, o, mejor dicho, en las patas, de Matrix Joy, el único aspirante y que esta tarde intentará refrendar su victoria de hace algunas semanas en el Clásico Polla de Potrillos (G2) cuando anime el Clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires (G2-2000 m, arena).

Cóndor Cal (Hesical), reservado de Cumeneyén, fue el último que pudo hilvanar esas dos competencias y el Gran Premio Provincia de Buenos Aires (G1), en una serie siempre complicada y que tiene otro antecedente no tan lejano en Vilas Light (Light Cavalry), que recorrió con idéntica efectividad el mismo camino en 1992 habiendo animado, además, la Polla de Potrillos (G1) de Palermo. En tren de recordar, sería injusto no nombrar a Life for Sale (Not for Sale), la potranca que en 2011 se llevó la Polla (G2) y el Gran Premio Selección (G1) aquí y luego batió a los machos en el Provincia de Buenos Aires; no fue triplecoronada, pero mereció serlo.

El hijo de Fortify que entrena en Palermo Juan Saldivia volverá a viajar hacia la ciudad de las diagonales para defender su liderazgo generacional, intentar quedar a las puertas de la gloria y también llevarse los 600.000 pesos de premio que hay a disposición. La carrera no aparece fácil para el candidato, aunque entre su gente existe fe grande en que el salto de la milla a los dos kilómetros lo beneficiará más que a ninguno.

En la Polla tuvo un desarrollo complicado y por un buen rato su victoria parecía lejana, pero fue valiente, se recuperó y tapó prácticamente sobre el disco a Angel del Cielo (Orpen), el mismo adversario que ahora le exigirá una merecida revancha. Fue de apenas la cabeza la diferencia entre ambos aquella tarde, y tranquilamente puede esperarse otro apasionante duelo. Anochecido Song (Alcindor), lejano tercero, es otro de los sobrevivientes de la apertura de las coronas que estará nuevamente en los partidores.

También nuevos nombres se suman a la serie, como el caso de Remótico (Remote), que luego de escoltar a Codringer (Cosmic Trigger) cuando debutó en Palermo, salió de perdedor en los 1600 metros de césped del Hipódromo de San Isidro con 1 1/2 cuerpo de diferencia sobre Key Clette (Key Deputy).

Punto y Banker es otro que llega a los clásicos con expectativas. El City Banker de La Nora cayó ante Brabante (Todo Un Amiguito) cuando se presentó en sociedad, y a los pocos días volvió al ruedo para conseguir un muy cómodo ascenso y por 8 cuerpos sobre Héroes (Seek Again). Otro que vendrá en camión desde el Campo 2 de San Isidro es Fango Negro (Sidney’s Candy), que logró su primer triunfo aquí y en su tercera salida por terminantes 11 cuerpos sobre 1500 metros. 

Sillero Fast (Ghegho) y el perdedor Personal Skill (Cosmic Trigger) serán los otros dos participantes de un Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires para no perderese.