Fue segundo en el Saudi Derby de 2020 y ganó la Saudi Cup hace 12 meses, carrera en la que buscará el doblete este sábado

Por Diego H. Mitagstein (Enviado especial de Turf Diario a Riyadh, Arabia Saudita)

RIYADH, Arabia Saudita.- Si hay un caballo del que aquí todos son hinchas, ese es Mishriff. Fue segundo en la edición inaugural del Saudi Derby, y su victoria de hace 12 meses en la Saudi Cup, batiendo a los cracks estadounidenses Charlatan (Speighststown) y Knicks Go (Paynter) fue un mojón inolvidable para la organización y para la afición. Ahora, el crack del Prince Faisal está a punto de animar por tercera temporada seguida el mitín del King Abdulaziz Racetrack, buscando defender su título en la carrera más cara del mundo y ante un grupo de rivales que incluirá al notable Aero Trem (Shanghai Bobby), último vencedor en el Longines Gran Premio Latinoamericano, nacido en Brasil, pero representando a la hípica uruguaya.

Entrenado por John y Thady Gosden, el hijo de Make Believe es una atracción para los flashes y periodistas cada vez que aparece a varear por las mañanas, y en este miércoles de clima perfecto, no fue la excepción a la regla. Impecable de estado aparece el crack, que volverá a tener a David Egan en sus riendas.

El jockey, ya también en esta ciudad, se mostró feliz y esperanzado por repetir: “Sin dudas es fantástico volver a estar aquí, y para él será una ventaja grande ya haber competido dos veces en esta pista, cuando para la mayoría de sus rivales será la primera. Creo que esa será una gran ayuda”.

Luego, sumó: “Tuvo una larga temporada en 2021 después de ganar el Juddmonte International, con un par de batallas con Adayar (Frankel) en el medio. Ha tenido una preparación similar a la del año último durante el invierno y es un caballo que viaja muy bien, que no tiene problemas. Es ya casi normal en su caso tomar un avión hacia Riyadh cada febrero”.

Mishriff es ídolo para los hípicos locales, y no sólo porque su propietario nació en este país, sino porque se lo ganó en la pista, dando batalla y alcanzando la gloria. La mayoría querrá verlo repetir este sábado. Vaya si le sobra calidad para conseguirlo.