La ganadora del Boucau repitió en San Isidro y se estableció al tope de la generación batiendo por 1 cuerpo a Carmen La Linda

Ya Neverwalkalone (Agnes Gold) había ganado bárbaro en la arena al cabo de su segunda salida, y la tarde del jueves en el Hipódromo de San Isidro empezaba a tomar temperatura para el Stud RDI, que de la mano de la ascendente No Fear vivía un rato más tarde su primer éxito de G1 del día en el Gran Premio de Potrancas (G1), sobre la milla super pesada de césped.

Heroína en ocasión de su debut en el Clásico Juan S. Boucau, volvió a mostrar esa capacidad para atropellar interesante, manteniendo su invicto al cabo de un desarrollo donde las que venía adelante se cansaron y las que cargaron, también.

Con Brian Enrique “up”, la hija del fantástico Agnes Gold corrió muy lejos siempre, aunque por los palos, sin perder un metro, mientras Elvitas (Cosmic Trigger) se mostraba al frente con andar sólido y firme. Los movimientos comenzaron en la recta, cuando la líder parecía consolidarse y todas las que terminarían definiendo estaban lejísimo.

Pero de los 400 metros al disco todo fue vertiginoso, porque Elvitas se clavó en una cancha que no perdonó, por dentro apareció No Fear y más abierta Noche Alta (Hi Happy), que amagó con pasar de largo. Mucho más atrás aún, Eduardo Ortega Pavón no paraba de empujar con alma y vida a una Carmen La Linda (Daddy Long Legs) que siempre, pero siempre, estuvo incómoda.

Parecía que Noche Alta pasaba de largo, pero entre el cansancio y su ir hacia afuera y venir hacia adentro, frenó el ritmo, cosa que no sucedió con No Fear, que pasó de largo por dentro y se distanció, sacando ventajas imposibles de descontar para Carmen La Linda, que un poco por su envión y otro tanto por el agotamiento ajeno, voló para terminar segunda a 1 cuerpo y con 2 1/2 por delante de Noche Alta, que se salvó en el disco y por la mínima de las ventajas de perder el último escalón del podió ante la arremetida de la platense Beauty de Triomphe (Cima de Triomphe), todo en un tiempo de 1m43s46/100.

En una carrera con un desarrollo bien cambiante, No Fear fue la que más redondito hizo todo, sigue invicta y ahora deberá refrendar en las Estrellas su liderazgo, en una carrera que será imperdible.