Linda jornada de domingo en La Plata, simulcasting con Azul y también el Especial Mariano Moreno

LA PLATA.- Doblete jerárquico aguarda en el domingo del Bosque, comprendido por el Clásico Wilfredo Latham (L-1100 m), para potrancas, y por el Especial Mariano Moreno (2200 m), para ejemplares desde los 4 años y bajo escala de peso por edad, camino al Dardo Rocha (G1).

Serán 10 las tres años que estarán en los partidores del Latham, con una yunta bravísima conformada por Nuez Moscada Key (Key Deputy) (foto) y Genovesa Key (Key Deputy), ambas preparadas por Diego Peña para el Stud-Haras El Alfalfar.

En ese orden y separadas por 4 cuerpos vienen de cruzar el disco a la cabeza del Especial Breccia, ocasión en la que Royal Top Sea (Seattle Fitz) fue tercera y Kali Mani (Manipulator) quinta, nombres que aquí tratarán de encontrar revancha.

Nombre peligroso el de Azy Seattle (Seattle Fitz), que luego de lograr su segundo triunfo en Palermo quedó séptima de Tears of Pride (Orpen) ante los machos en la pesada. Y tampoco puede pasarse por alto la presencia de Sahilenha (Sebi Halo), que escoltó desde 3/4 de cuerpo a Royal Top Sea en una dura condicional.

Ya en la noche será el turno de los fondistas y del Especial Mariano Moreno, donde se enfrentarán nuevamente Constanzo (Interaction), el uruguayo Little Vicky (T.H. Approval) y The Last Ilusion (Interaction), 1-2-3 hace unas pocas semanas en el Especial Federación Argentina de Jockey Clubes e Hipódromos, donde el ganador dio una sorpresa de proporciones a $ 15,75 de pizarra.

Este trance suena algo más complicado que aquél, sobre todo por la presentación de Calcolatore (Tawqeet), héroe en el Rocha de 2017 y que trabaja para recuperar su mejor forma. En su salida más cercana fue sólo quinto de Champion Star (Brz-Hard Buck) en el Handicap Potrillón, pero puede dar mucho más.

Mejoró Rory McIlroy (Brz-Public Purse) en el Handicap Jorge H. Iglesias (2000 m) de Palermo, terminando cuarto de In Your Honor (Asiatic Boy), aunque lejos. Y para Soy Tormentoso (February Storm) puede ser la ocasión de transformarse en revelación.