La actividad en el histórico hipódromo quedó trunca, aunque los trabajos matinales seguirán desarrollándose con los cuidados del caso

La New York Racing Association (NYRA) suspendió las carreras en el histórico Aqueduct después de que un trabajador que vive y trabaja en Belmont Park diera positivo de Covid-19 este jueves. Siguiendo los planes de responsabilidad, el hombre fue puesto en cuarentena desde que mostrara los primeros síntomas, el viernes último; su compañero de cuarto también está siendo seguido de cerca ante un posible contagio.

“Estamos poniendo el foco en asegurar que todos aquellos quienes forman parte de nuestra comunidad hípica, así como sus caballos, estén bien cuidados. De acuerdo a los protocolos, suspendimos de inmediato las operaciones de carreras hasta que tengamos nuevas noticias de cómo proceder, para lo que estamos trabajando con las autoridades del condado”, comentó Dave O’Rourke, CEO y Presidente de NYRA.

La decisión sobre cuando regresará la actividad en vivo, así como también el desarrollo de los clásicos previstos, será anunciada en los próximos días. La zona de caballerizas de Belmont Park seguirá abierta para los habituales trabajos matinales.