El 95 por ciento de las líneas paternas de la actualidad descienden directo del hijo de Polymelus

Como señalaba en el final de la nota anterior, el 95 por cineto de los padrillos actuales descienden en línea paterna directa de Phalaris (1913, Polymelus en Bromus por Sainfoin). Perteneciente a la cuadra del 17avo. Conde de Derby, no fue lo que su propietario esperaba pues su operación siempre apuntaba a los Classics y desde potrillo el nieto de Sainfoin mostró que lo suyo era la corta y que la milla era su techo de distancia, en especial cuando el tren de carrera no era violento; allí les corría y les ganaba la partida sin despeinarse.

De 24 salidas ganó 16: 5 en 1000 metros, 4 en 1200, 2 en 1400, 2 sobre una milla, 1 sobre 2000 metros y una sobre la inusual distancia de 3300 metros por walkover.

De esas 16 victorias 14 fueron en el plano jerárquico y en su tiempo fue unánimemente reconocido como el caballo más veloz de Gran Bretaña. Phalaris desarrolló toda su campaña de pistas durante la Primer Guerra Mundial y en Newmarket pues los mítines eran limitados ya que los demás hipódromos, a raíz de la guerra, se utilizaban para otros fines.

Luego de su retiro de las pistas una combinación de factores catapultó su nombre a los libros de historia. Lord Derby le puso precio -5000 libras- pero no encontró interesados, por lo que lo incorporó a su padrillera (junto a Swynford y Chaucer), dejando a su disposición a las sólidas madres staminadas que formaban su excelente plantel.

La inyección de velocidad de alto nivel que transmitió Phalaris revolucionó su programa de cría y, a través de cuatro de sus hijos, se adueñó de las líneas paternas modernas: Pharos, Fairway, Sickle y Pharamond II.

Tenía el tipo físico del velocista: mediano, de hombros poderosos y un cuarto trasero muy musculado.  A sus crías, medianas y muy atractivas, generalmente les transmitía su mejor atributo: su velocidad cinco estrellas.

Encabezó la estadística de padrillos de 1925 y 1928 y terminó en el top ten otras siete veces. Encabezó la estadística de padrillos de 2 años en 1925, 1926 y 1927 y ganó la estadística de abuelos maternos en 1937, 1940 y 1942.

Como señalé anteriormente, el 95% de los sementales en actividad descienden de él a través de cuatro de sus hijos (que conforman dos parejas de propios hermanos): Pharos y Fairway (en Scapa Flow por Chaucer) y Pharamond II y Sickle (en Selene por Chaucer), lo que pone en evidencia la gran afinidad de Pharos por las hijas de Chaucer, otro de los grandes productos de St. Simon, que brinda con Phalaris un inbreeding, obviamente en los cuatro casos, de 4×3.

Además de los anteriormente mencionados, entre sus mejores hijos también figuran Manna, Colorado, Fair Isle y Chatelaine, todos ganadores de Classics.

La madre de Phalaris, Bromus, contiene un intenso inbreeding de 2×3 en el veloz Springfield y su línea materna no era de las más exitosas: su tercera madre, Sunrise, tuvo 10 crías de las cuales ganaron 4 sin que se destacara ninguna de ellas. Una de sus hijas perdedoras, Cheery, también tuvo 10 crías de las cuales resultó ganadora una sola, precisamente Bromus, con un único triunfo, curiosamente de black type, en el entonces codiciado Seaton Delaval Plate.

Entre historiadores y analistas de pedigree todavía vive la polémica de porque Phalaris monopoliza las líneas paternas si el cromosoma sexual Y, además de contener pocoa información genética, lleva prácticamente la misma información que varias de las otras razas provenientes de Europa occidental.

En realidad es la resultante de una mezcla de factores que exceden esta nota pero no podemos dejar de mencionar que el aporte de Chaucer resultó clave ya que es el abuelo materno de las cabezas de las cuatro ramas de Phalaris que perduran hasta hoy.

Lo cierto es que el advenimiento de Phalaris constituyó, concretamente, una expansión de la línea del Darley Arabian principalmente a través, primero de Nearco (Pharos) cuyo punto máximo es Northern Dancer y, 35 años después, en los genes de un descendiente de Sickle, Mr. Prospector, eventualmente el padrillo más influyente de la historia del turf americano en lo que a correr sobre arena se refiere.

Entre algunos de los exponentes de la rama de Fairway se encuentran Fair Trial, Brigadier Gerard y nuestro Lord at War en tanto de Pharamond II descienden, entre otros, Menow, Tom Fool y Buckpasser.

Tanto Sickle como Pharamond II fueron exportados a los Estados Unidos donde el primero ganó dos veces la estadística de reproductores con números difíciles de empardar: 15% SW/crías registradas mientras Pharamond II anotó un excelente 9% SW/crías. Ambos son considerados excelentes fuentes de velocidad y precocidad.

Para finalizar me gustaría describir los lazos de Phalaris con el elevage argentino: una media hermana de Cheery, Lindal, es nada menos que la madre de Sandal (William the Third en Lindal por Kendal) importado a nuestro país en 1911 y destacado padrillo. Sandal figuró 5 veces en los primeros 10 puestos de la estadística general de padrillos y, lo más importante, es el padre de Macón, leyenda del turf argentino, invicto en 15 presentaciones y ganador por partida doble del Pellegrini.

El otro vínculo de Phalaris con estas costas lo representa su abuelo materno Sainfoin; su propia hermana Sierra es la madre de Amphora cuyo hijo Perrier (por Persimmon) es el abuelo materno del gran Congreve, en mi opinión el pico más alto de los reproductores que cimentaron la grandeza de nuestro elevage.

Para la próxima, un pequeño gigante de la raza: Hyperion, medio hermano de Sickle y Pharamond II y nada menos que el abuelo paterno de Forli y Yatasto. 

Claudio Brandoni

@melquiades2602