Sobre 1000 metros se correrá el Manantial y 1400 tendrá el Practicante, en la última jornada antes del mitín del 1 de mayo

Un par de handicaps muy atractivos aportarán la cuota jerárquica a la reunión de este lunes en el Hipódromo Argentino de Palermo, la última antes de la gran fiesta que se vivirá el martes 1 de mayo con el mitín del Gran Premio República Argentina (G1).

Por un lado, sobre 1000 metros se disputará el Manantial; por el otro, 1400 metros tendrá el Practicante, ambos sobre pista de arena, pero el primero para todo caballo desde los 4 años y el restante para ejemplares desde los 5 años, siempre ganadores.

El Manantial será una carrera de regresos, pues 4 de los 8 confirmados hace 107 o más días que no compiten, con el extremo de Mississipi (Sabayón, 61), que cargará el peso máximo tras cumplir una larga inhabilitación por haber dado positivo.

El pampeano se despidió escoltando desde medio cuerpo a Qué Ta Güeno (Qué Vida Buena) en el Handicap Con Brío, y ahora se enfrentará no sólo con la reprise, también con Thalamus Key (Key Deputy, 55), Lemoro (Le Blues, 59) y Almendro En Flor (Angiolo, 57).

El primero fue tercero en el Handicap Liloy allá por enero después de 2 victorias condicionales y a 1 3/4 cuerpo de Dom Dorva (Storm Embrujado, 56 1/2), que también estará en los partidores ahora; Lemoro vuelve a los 1000 metros tras su cuarto de Quibbler (Daniel Boone) en las 11 cuadras del Handicap Resuello; y el restante buscará retomar la senda positiva, recordando sus buenas actuaciones clásicas, ahora ya un poco lejanas.

Bien duro será también el Handicap Practicante, donde compartirán gatera ejemplares tan rendidores como el cordobés Ojos Remoteros (Remote, 59 1/2), El Islandés (Il Campione, 59) y Tsunami Key (Key Deputy, 57 1/2).

Ojos Remoteros se despidió hace poco más de 2 meses con un tercero de Paraná Miní (Winning Prize) en el Clásico Ultrasonido, El Islandés viene de llevarse sobre la arena de San Isidro el Handicap Kendal, y Tsunami Key mantiene un andar tan parejo como envidiable, y suma varios arrimes al hilo valiosos, el más cercano en pos del enrachado Safety Honour (Safety Check) en el Handicap Good Time, llegando tercero.