El hijo de Cosmic Trigger fue muy superior en el Ciudad de La Plata (G2), que en la previa mostraba candidatos al por mayor

LA PLATA.- En un mar de candidatos como era en la previa el Clásico Ciudad de La Plata (G2-1200 m, arena), fue el porteño Rudy Trigger el que terminó acaparando todos los flashes, dando la sorpresa y respondiendo a los ensayos voladores que tenía como preparación para la carrera de velocidad con codo más importante de la temporada.

Procedente de un cómodo triunfo condicional en Palermo, el hijo de Cosmic Trigger y Wynchase (Dixie Union) fue imparable desde la delantera, con un Francisco Leandro brillante que abría su maravilloso triplete manejando los hilos con inteligencia y pidiéndole el resto al potrillo cuando pisaron el derecho.

Donde puso sexta, el crédito del Stud Etica (en sociedad con el Stud Parque Patricios) arrancó con potencia y, lejos de aflojar, se desprendió con autoridad hasta cruzar el disco con 5 cuerpos de ventaja sobre Lofoten (Lucky Island) en una marca espectacular: 1m10s23/100. A medio largo, Río Mágico (Remote) perdió su invicto local quedando tercero, 1 por delante del atropellador Retracto (Equal Talent) y con el favorito Sean Halo (Sebi Halo) en quinto, pagando la inactividad. Hit Tifón (Hit It a Bomb), otro de los más creídos, terminó sólo séptimo, sin fuerza esta vez.

Rudy Trigger es preparado por María Cristina Muñoz, que tras el triunfo contó: «Siempre se deja entrenar bien y por eso nos animamos a correr el Ciudad de La Plata. Tiene mucha clase y te hace todo fácil».

Criado por Marovi SA. y nacido en el Haras Los Prados, Rudy Trigger hacía aquí su debut en los clásicos y dejó en claro que su porvenir es interesante. Claro, la disyuntiva será la de siempre para este tipo de caballos, buscar las pruebas de menor nivel de velocidad con codo o pensar en bajar a la recta en pos de tener posibilidades de G1, con la otra opción de buscar mayores distancias. Rudy Trigger ganó en 3 de sus 5 salidas y su único no placé fue cuando debutó sobre 1000 metros, si sirve el dato…

El Ciudad de La Plata tenía candidatos para todos los gustos, pero fue finalmente Rudy Trigger el que se despachó con una actuación de alto vuelo para gritar fuerte en una carrera bravísima.