La yegua de La Quebrada tiene una buena ocasión para ratificar su buena actualidad

Lunes feriado y con carreras en el Hipódromo Argentino de Palermo. La última reunión ante del aumento en los premios tendrá como base el Clásico Día de la Soberanía Nacional, que sobre 1200 metros y en la arena medirá yeguas de 4 y 5 años bajo escala de peso por edad.

La ocasión luce propicia como para que Pura Diabla de continuidad a su buen momento. Por Endorsement y reservada del Haras La Quebrada, escoltó a Foto Graciosa (Manipulator) en el Especial Good Time para luego vencer en el Handicap Empeñosa, en idéntica pista y distancia sobre la que competirá ahora.

Aquella tarde fue tercera Indómita Seattle (Seattle Fitz), corriendo adelante desde la partida y cediendo sólo en la cuadra final. Tiene todo el derecho la pupila de Héctor Argañaraz de perdirle la revancha a la candidata, pues fueron sólo 2 cuerpos los que las separaron.

No es un nombre de relleno el de Staryu (Fire Slam), a la que habrá que borrarle de un plumazo su floja reprise en el Handicap Dart Board, y sí posarse en aquél segundo a medio pescuezo de Joy Tesalina (Fortify) en el Clásico Manuel J. Güiraldes (G3) de la temporada anterior.

Afilada en San Juan por Oscar Rébora, pega la vuelta Estadista Rate (Exchange Rate), de excelente campaña en La Punta y Mendoza y que ahora estará en una compañía mucho más lógica con respecto a sus dos salidas más cercanas, cuando cerró el 2019 en la Copa de Plata para luego animar el Vicente Dupuy (G3), ante los machos, sin marcar, claro.

Y queda Nuevo Amor (Sidney’s Candy), con 2 lauros seguidos y que entusiasman…