La hija de Pure Prize va por el Espirita (L) en San Isidro ante Fanciful y Henestrosa

Irá de menor a mayor la jornada de este sábado en el Hipódromo de San Isidro, que tendrá un buen grupo de condicionales para disfrutar y la base del Clásico Espirita (L-1800 m, césped), para yeguas desde los 4 años y bajo escala de peso por edad, que reunió un lote bien interesante.

Pagó la reprise con un más que aceptable quinto lugar en el Gran Premio Estrellas Distaff (G1) Pure Doris (Pure Prize), cuya categoría parece intacta. La defensora de los intereses sudafricanos del Wilgerbosdrift antes había vencido en febrero en el Clásico Miguel Angel y Tomás Juárez Celman (G2) de Palermo y terminado segundo en el muy competitivo Longines Cup – Fernández Guerrico (G2), por lo que ganarle no será sencillo.

Al cruce la sale la ascendente Fanciful (Heliostatic), cuya atropellada se acerca ya a un primer festejo importante. A sólo dos semanas de escoltar a Framea (Cafrune) en el Clásico Sibila (G2), la alazana se estira de la milla a los 1800 metros, aunque entre sus antecedentes aparecen un segundo en los 2200 del Juan Shaw (G2) y un tercero en los dos kilómetros del Apertura (G3)…

Fue estupenda la reprise de Henestrosa (Treasure Beach), que se despachó con un excelente segundo a 1 1/2 cuerpo de la G1 Sankalpa (True Cause) en el Clásico Chile (G2), sobre la arena de Palermo, dejando en claro que lo mejor de su parte todavía está por venir…