Ganador del Clásico Fundación Equina Argentina en Tucumán, el hijo de Remote superó por medio cuerpo a Enamorada Chuck

Pese a los graves destrozos que causó el temporal que azotó durante la madrugada del domingo la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires, el Hipódromo Argentino de Palermo pudo desarrollar con cierta normalidad su reunión, con el festival de competencias reservadas para los ejemplares con actuación en el interior del país.

El dato más importante llegó de la mano de Remanente, que pudo hacer pesar los buenos antecedentes que acercaba para alcanzar una sólida victoria en los 1800 metros del Especial Provincias Unidas, para productos nacidos desde el 1 de julio de 2020 y la más importante de las 8 pruebas que le dieron forma a un mitín exitoso y que produjo una recaudación importante de 238.093.032 pesos, de las mejores de la temporada para un domingo y sin olvidar que la tormenta seguramente quitó público y dinero de las ventanillas.

Conducido por Jorge Peralta, el potrillo preparado por Nelson D. Salazar dominó temprano en el derecho sobre el fangal para terminar venciendo arriba y por medio cuerpo a Enamorada Chuck (Chuck Berry), la única potranca del grupo y que descontó bastante. A lejanos 6 cuerpos, Don Titín (Bahiaro) completó la trifecta, todo tras una marca más que floja de 1m53s9/100.

Defensor de la caballeriza El Chuchy, Remanente tenía un antecedente oficial interesante al haber ganado en el Hipódromo de Tucumán el Clásico Fundación Equina Argentina, y ahora se mantuvo invicto en ese plano.

Se trata de un hijo del generoso Remote, que esta temporada fue reubicado en el Haras Los Turfistas, criado por el Haras Embrujo y que tiene como madre a Roman Salónica (Roman Ruler), ganadora en Palermo durante su paso por las pistas y que es una hermana del G3 Salónico (Shuttle Diplomacy) y de la placé de G3 Sierra Romana (Roman Ruler), todos nietos de la generosa y corredora Serrana (Mat Boy), a su vez, vientre de la recordada velocista Serradiza (Ringaro).

Remanente pisó fuerte sobre el barro de Palermo y defendió su invicto y mostró condiciones como para pensar en seguir compitiendo en los máximos.