En el año de la pandemia, con un proceso selectivo alterado y apurado, los potrillos tienen una prueba clave en los 2000 m de San Isidro

Llega una nueva versión del Gran Premio Jockey Club (G1-2000 m, césped), el Classic más antiguo del país, una de esas carreras que todo propietario sueña con ganar. La historia siempre tiene un lugar guardado para su ganador; se lo recuerda, se lo venera; graba su nombre en letras de oro. La macana de la versión 2020, más allá de lo poco sólido del simil proceso selectivo que se vive, es que, como desde 1996, no habrá un ganador de la Triple Corona, pues Top One City (Cityscape), que venció en el Gran Premio Polla de Potrillos (G1) de Palermo, no será de la partida. Así, Refinado Tom (Shy Tom) se hará todavía más leyenda como el último capaz de unir la serie.

Pero a falta de un Top One City, buena será la presencia de Seteado Joy, el otro tres años que viene haciendo las cosas muy bien, el zaino que después del corte por la pandemia empezó a responder a todo lo bueno que siempre pensó de él Roberto Bullrich, justamente, el hombre que forjó a “Refinado”.

El despegue para el hijo de Fortify llegó en el Gran Premio Estrellas Juvenile (G1), cuando se impuso con una solvencia realmente llamativa. Se creía que en la Polla podría repetir, pero se tomó con un puntero firme como Top One City al que finalmente nunca pudo alcanzar, escoltándolo desde apenas el hocico. El desafío de llegar por primera vez al césped y de ir hasta los 2000 metros es importante y siempre severo, pero el zaino del Stud Triunvirato ha demostrado hasta aquí demasiada calidad como para pensar que no podrá superarlo.

En su camino estará el “pastero” Don Ringo (Most Improved), que espera al candidato jugando “de local” después de una convincente victoria en el Clásico Ensayo (G3), cuando dejó segundo al perdedor Sólo Candombe (Winning Prize), otro que estará en la pista tratando de tocar el cielo con las manos.

Desde la villa hípica de Palermo viajará Sharkan (Treasure Beach), escolta de Seteado Joy en el Juvenile y luego cuarto en la Polla, sumando roce que le será de mucha utilidad ante tanto rival inexperto. Con el respaldo del equipo que ahora dirige desde Uruguay Roberto Pellegatta, buscará darle un lindo doblete a Las Canarias, que anteayer ganó con Matrix Joy (Fortify) la Polla de Potrillos (G3) de La Plata.

Desde las condicionales llegan aportando éxitos promisorios el invicto Joy Emisor (Fortifty) y Marignac (Equal Stripes), sin olvidar que en los partidores también estará Expensive Gift (Cosmic Trigger) quinto en las Estrellas y luego tercero en el Ensayo. El perdedor Energetics (Cityscape), escolta a 1 cuerpo del mencionado Marignac en su debut, se juega un tute grande, pero con la confianza de su gente de su lado.

Habrá 1.750.000 pesos en el disco del Gran Premio Jockey Club para el vencedor, que incluye los 500.000 pesos que aportará la Fundación Equina Argentina como bono, si es que el ganador está inscripto en la serie. Serán 2000 metros apasionantes, imperdibles y que ayudarán bastante a seguir acomodando el ranking de una generación que vio su proceso selectivo comprometido primero y apurado ahora, pero que a fuerza de crecer, busca consolidarse.