La hija de Portal del Alto del Haras Pozo de Luna superó por 2 cuerpos a Queen Election en el clásico porteño de viernes

Y llegó finalmente el primer triunfo importante en la campaña de la ascendente Son de la Negra. Merecido, esperado, quizás, hasta plataforma de lanzamiento para terminar de afianzarse como una yegua clásica en la distancia de césped. Después de una serie de actuaciones de muy buen nivel, salvo algún que otro resbalón, la hija de Portal del Alto hizo todo muy fácil en los 2200 metros del Clásico Sierra Balcarce, la carrera más importante de la breve jornada que se desarrolló en el Hipódromo Argentino de Palermo.

Bajo escala de peso por edad, y con el paraguayo Eduardo Ortega Pavón en sus riendas, la pupila de Nicolás Martín Ferro vino siempre por dentro esperando y sin perder un metro mientras adelante se turnaban Venuca (Treasure Beach), luego Che Violenta (Violence) y más tarde Cinquetti (Catcher In the Rye).

Fue esta última la que llegó al derecho al frente, pero las ilusiones le durarían lo que un suspiró. Mejoraron “todas” pero la que más fuerza llevaba fue Son de la Negra que, buscando la parte externa de la cancha, tomó contacto con la vanguardia por los 300 metros para después sacar ventajas.

El disco encontró a la favorita con cómodos 2 cuerpos de ventaja sobre Queen Election (Cima de Triomphe), que descontó desde lejos, con Suspira Limeña (City Banker) en tercera posición, a otros dos largos. Medio más atrás terminó Doña Gota (John F Kennedy) que, si bien mejoró con respecto a sus dos salidas más cercanas, sigue lejos del nivel que mostró en 2021. El tiempo de la carrera fue de 2m19s40/100 en cancha normal.

Son de la Negra tiene un destacado pedigree chileno, como que es hermana materna de Sabor a Triunfo (Dance Brightly), Caballo del Año del otro lado de la Cordillera y vencedora de los machos en el Gran Premio Latinoamericano (G1), ambas por Sally Mash (Mash One), placé clásica y hermana materna del G2 Conservatorio (Hussonet) y del clásico Hortense (Hussonet).

Pozo de Luna tiene otra yegua clásica en Son de la Negra, para darle continuidad a un 2022 de notable éxito y que promete un segundo semestre vinculado estrechamente con los discos importantes.