El hijo de Angiolo volvió a la victoria después de 425 días batiendo a Sandyman por el pescuezo, en Palermo

Después de 1 año, 1 mes y 27 días, el bueno de As del Paraíso consiguió, por fin, reencontrarse con las fotos. Ocurrió este viernes, en la arena del Hipódromo Argentino de Palermo, donde el hijo de Angiolo se quedó valientemente con la edición inaugural del Clásico Jorge A. Ricardo, disputado sobre 1200 metros.

Conducido por el paraguayo Eduardo Ortega Pavón, el alazán del Stud Destellos de Luna vino al son de la banda desde la partida para en la parte final contener con categoría la doble carga de Sandyman (Mutakddim) y del favorito Isotérico (Roman Ruler), que lo escoltaron en ese orden a pescuezo y dos cuerpos.

Con potentes 502 kilos de peso, no corrió adelante a destajo As del Paraíso, que cedió esa posición a Teen Seattle (Seattle Fitz) y J be Tom (J be K), que por primero y segundo andarivel desde los palos movieron y movieron desde que se abrieron los partidores

Ya en el derecho, el caballo presentado por Jonatan Ramallo asumió el liderazgo por el centro de la pista y aguardó pacientemente por las cargas. Por dentro, en su regreso a las carreras de codo, arrancó Sandyman y bien abierto y desde el último lugar lo hizo Isotérico, aunque ninguno de los dos lograría finalmente el objetivo. As del Paraíso resistió a pie firme y cerró su faena al cabo de positivos 1m9s52/100.

Criado en el Haras El Paraíso, la cabaña que más clásicos ganó en 2019, As del Paraíso había disfrutado su última conquista el 28 de octubre de 2018, en el Clásico Benity Lynch (G3) platense, el terreno donde también se impuso en la final del Clásico Precoces, el Clásico Nueva Generación, el Criadores Argentinos del SPC (L) y el Agustín B. Gambier (G3).

Durante su período de “abstinencia”, el nieto de Llers Fitz estuvo algunos meses sin competir, pero también terminó segundo en las últimas dos versiones del Clásico Ciudad de La Plata (G2) y en los clásicos Julio Corte (L) y Onesto Puente (L).

Ahora con 7 éxitos en 22 salidas y sumando premios por 3.858.000 pesos, As del Paraíso cortó la mala racha y encara una nueva temporada repleto de ilusiones.