El jockey logró 4 triunfos en la fecha del lunes en Palermo y ya está en persecución del Francisco Leandro, que terminó “zapatero”

Como en 2020, la lucha por la estadística de jockeys en el Hipódromo Argentino de Palermo será para alquilar balcones. Francisco Leandro arrancó con todo y sumó 10 victorias en poco más de 15 días, en pos de defender su título, pero William Pereyra empezó a tomar velocidad y este lunes demostró que dará pelea hasta el final cosechando un lucido cuatriplete.

Con el brasileño dejando en cero su día, lo de “Johnny” fue implacable, dando el primer paso con la veloz Force Majeure (Manipulator y Red Knight, por Honour and Glory, Haras San Lorenzo de Areco), que consiguió su quinto lauro en 9 salidas adelantándose fácilmente y por 2 1/2 cuerpos a Candy Corral (Señor Candy), dominando a partir de los 150 metros finales y estableciendo un tiempo de 57s8/100.

A partir de la undécima competencia, Pereyra se llevó tres éxitos consecutivos. La serie arrancó con el 3 años Master Mayo (Master of Hounds y Sinamayera, por Sebi Halo, Haras El Paraíso), que salió de perdedor en su tercera actuación y por 2 1/2 cuerpos sobre una milla; a renglón seguido ayudó al ascenso de Romana Stripes (Equal Stripes y Fermezza, por Roman Ruler, Haras Estancia La Josefina), que festejó al cabo de seis presentaciones; y, por último, completó su poker con Pato Phil (Equal Stripes y Paula Sexy, por Ride the Rails), el hermano entero del campeón Paulino y de la G1 Positive Mind que respondió a su buen debut para llegar a su primera victoria en su segunda muestra.

La jornada tuvo turnos por demás interesantes en lo condicional, como el Premio Es Torrent (1600 m, arena), donde se midieron 3 años titulares de una victoria. Fue “replay” para Luxor Joy (Fortify y la G1 Dale Lunfa, por Dalhart, Haras La Biznaga), que luchó por la punta hasta la curva, donde comenzó a desprenderse para terminar arribando a la meta con 4 cuerpos de ventaja sobre Roman Pleasure (Roman Ruler) y en espectaculares 1m33s83/100.

Del Stud Rubi I, y con Juan Noriega en sus riendas, Luxor Joy (foto) fue parte del triplete del entrenador Juan Saldivia, que además también se sacó la foto con los mencionados Master Mayo y Romana Stripes.

En términos económicos, la jornada dejó una recaudación de 27.776.607 pesos, una cifra algo más baja de lo esperado para una fecha con 15 competencias de por medio,.